Dossier Puente Internacional Barón De Mauá - Mercosur Cultural

Copy and paste this link to your website, so they can see this document directly without any plugins.



Keywords

para, como, entre, Montevideo,, este, puente, Brasil, construcción, Puente, hormigón, sobre, hasta, punto, Calle, Yaguarón, Barón, Internacional, Uruguay, Desde, metros, Comisión, Mauá, Grande, través, Yaguarón,, armado, Cultural, Branco, punto,, obra

Transcript

PATRIMONIO CULTURAL DEL MERCOSUR – PCM
DOSSIER DE CANDIDATURA
PUENTE INTERNACIONAL BARÓN DE MAUÁ
BRASILIA/MONTEVIDEO, NOVIEMBRE DE 2012
2
3
REPÚBLICA FEDERATIVA DO BRASIL
Dilma Rousseff
Presidenta da República
MINISTÉRIO DA CULTURA
Marta Suplicy
Ministra de Estado da Cultura
Jeanine Pires
Secretária Executiva
INSTITUTO DO PATRIMÔNIO HISTÓRICO E
ARTÍSTICO NACIONAL
Jurema Machado
Presidenta
Marcelo Brito
Assessor de Relações Internacionais da Presidência
Andrey Rosenthal Schlee
Diretor do Departamento de Patrimônio Material e
Fiscalização
Ana Lúcia Goelzer Meira
Superintendente do Iphan no Rio Grande do Sul
EQUIPE DE REDAÇÃO
COORDENAÇÃO-GERAL
Arq. Anna Finger
Arq. Ana Clara Giannecchini
Arq. Marcelo Brito
Hist. Mônica Silvestrin (revisão histórico)
Hist. Beatriz Freire (revisão histórico)
Beatriz Galvão (estagiária)
IMAGENS
Eduardo Tavares e Anna Finger
CAPA
Carla Costa
REPÚBLICA ORIENTAL DEL URUGUAY
José Mujica Cordano
Presidente de la República
MINISTERIO DE EDUCACIÓN Y CULTURA
Ricardo Ehrlich
Ministro de Educación y Cultura
Oscar Gómez
Subsecretario de Educación y Cultura
Pablo Álvarez
Director General de Secretaría
COMISIÓN DEL PATRIMONIO CULTURAL DE LA
NACIÓN
Dr. Ricardo Ehrlich
Presidente
Dr. Alberto Quintela
Director General
Arq. Patricia Rabosto
Secretaria Ejecutiva
MIEMBROS HONORARIOS
Arq. Jorge Di Pólito
Dr. José María López Mazz
Arq. Nelson Inda
Arq. Domingo Gallo
Arq. Reneé Fernández Vittori
Dra. Ana Frega
EQUIPO REDACTOR
CORDINACIÓN GENERAL - REVISIÓN
Arq. Patricia Rabosto
ARQUITECTURA
Arq. Rosario Rodríguez Pratti
Arq. Gonzalo Nario
HISTORIA
Prof. Karla Chagas
ARQUEOLOGÍA
Lic. Virginia Mata
PATRIMONIO INMATERIAL
Lic. Raquel Georgiadis
RESTAURACIÓN - ARCHIVO
Téc. Ximena Gracés
4
5
CONTENIDO
1 FICHA TÉCNICA ...................................................................................................... 7
1.1. Nombre: Puente Internacional Barón de Mauá (Puente Mauá). ............................................ 7
1.2. Localización (Ver ANEXO 3 – Mapa Nº 1 - Ubicación): ......................................................... 7
1.3. Propietarios/Responsables ..................................................................................................... 7
1.4. Protección Legal ..................................................................................................................... 7
1.5. Breve Descripción ................................................................................................................... 7
2 PRESENTACIÓN ...................................................................................................... 9
3 DESCRIPCIÓN ........................................................................................................11
3.1. Síntesis Histórica .................................................................................................................. 11
3.2. La Construcción del Puente Internacional Barón de Mauá .................................................. 22
3.3. El Puente hoy ........................................................................................................................ 38
4 INSTRUMENTOS DE PROTECCIÓN ......................................................................40
4.1. Uruguay: Marco legal ............................................................................................................ 40
4.2. Brasil: Marco legal ................................................................................................................ 41
5 JUSTIFICACIÓN DE LA CANDIDATURA ...............................................................42
6 PROPUESTA DE GESTIÓN ....................................................................................44
6.1. Delimitación del polígono de actuación ................................................................................ 44
6.2. Caracterización del polígono de actuación ........................................................................... 46
6.3. Directrices de Gestión ........................................................................................................... 49
7 FUENTES Y REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS ...................................................52
8 ANEXOS ..................................................................................................................56
6
7
1 FICHA TÉCNICA
1.1. Nombre: Puente Internacional Barón de Mauá (Puente Mauá).
1.2. Localización (Ver ANEXO 3 – Mapa Nº 1 - Ubicación):
 Brasil: Estado de Río Grande del Sur, Municipio de Yaguarón.
 Uruguay: Departamento de Cerro Largo, Municipio de Río Branco.
1.3. Propietarios/Responsables
 Gobierno Federal de Brasil: Ministerio de Transportes, Departamento de Infraestructura de
Transporte – DNIT.
 Estado de la República Oriental del Uruguay: Ministerio de Transportes y Obras Públicas,
Dirección Nacional de Vialidad, MTOP/ DNV.
1.4. Protección Legal
 Brasil: Tombamento (Decreto-Ley nº 25/1937). Inscripta el 20 de setiembre de 2012 en el
“Livro do Tombo Histórico” (volumen 03, fojas 41-43, inscripción 607); “Livro do Tombo
Arqueológico Etnográfico e Paisagístico” (volumen 02, fojas 72-73, inscripción 157) y
“Livro do Tombo das Artes Aplicadas” (volumen 01, fojas 02-05, inscripción 005).
 Uruguay: Monumento Histórico Nacional / MHN, Ley Nº 14.040/1971, de 14 de setiembre
de 1971.
Es declarado MHN por Resolución del Poder Ejecutivo Nº 929/1977, de 25 de junio de
1977, publicada en el Diario Oficial Nº 20.043, de fecha 7 de Julio de 1977. Figura
inscripto en el Registro de MHN como “Puente Internacional Barón de Mauá”.
1.5. Breve Descripción
El Puente Internacional Barón de Mauá es una obra de infraestructura construida entre
1927 y 1930, para conectar las ciudades de Yaguarón, en Brasil, y Río Branco, en
Uruguay. En el momento de su construcción, el Puente Internacional Barón de Mauá fue la
obra de infraestructura de hormigón armado de mayor porte construida en América del Sur
y la primera obra de este tipo construida entre dos países de la región, con el objetivo de
acercarlos política y económicamente.
8
9
2 PRESENTACIÓN
En el marco de la Comisión de Patrimonio Cultural del MERCOSUR (CPC), conformada
por los Estados Miembros y Asociados del bloque, Brasil y Uruguay han emprendido el desafío
conjunto de realizar la primera candidatura de un bien cultural a la Lista del Patrimonio Cultural del
MERCOSUR (LPCM).
De acuerdo al Reglamento para el Reconocimiento del Patrimonio Cultural del
MERCOSUR – aprobado por la VI Reunión de la Comisión del Patrimonio Cultural del
MERCOSUR Cultural (Córdoba, mayo 2012) y ratificado por la XXXIII Reunión de Ministros de
Cultura del MERCOSUR – el objetivo de la figura Bien Cultural del MERCOSUR, apunta a
promover procesos que conciban al Patrimonio Cultural como camino para el diálogo, la
integración y el desarrollo regional. Construir puentes, conectar espacios e integrar naciones.
La Comisión del Patrimonio Cultural de la Nación (Uruguay) y el Instituto del Patrimonio
Histórico y Artístico Nacional (Brasil) han considerado en la IV Reunión de la CPC (Asunción,
mayo 2011) la oportunidad de nominar al Puente Internacional Barón de Mauá a la LPCM,
ratificándose tal decisión durante la V Reunión, celebrada en octubre de 2011 en la ciudad de
Montevideo. Dicha intención sitúa al bien cultural como testigo de la particular dinámica
transfronteriza binacional, así como símbolo de la vocación de integración entre los países de la
región.
Con esta candidatura, nuestros países se abocan a desarrollar una gestión común del
bien, trascendiendo las lógicas específicas nacionales y enriqueciéndose mutuamente, gracias a
los aprendizajes adquiridos en el proceso. Este camino tiene como trasfondo la vocación
compartida de ambas instituciones, entendiendo al Patrimonio Cultural como herramienta para la
inclusión social y como motor para el desarrollo territorial.
De esta manera, se inicia un camino hacia el goce y acceso pleno de los ciudadanos al
Puente Internacional Barón de Mauá, intensificando su poder de cohesión, articulación e
integración interestatal y regional.
Alberto Quintela
Director General
Comisión del Patrimonio
Cultural de la Nación
Jurema Machado
Presidenta
Instituto del Patrimonio
Histórico y Artístico Nacional
10
11
3 DESCRIPCIÓN
3.1. Síntesis Histórica
3.1.1. El espacio fronterizo
El puente Internacional Barón de Mauá, construido sobre el Río Yaguarón, une las
ciudades de Río Branco (Uruguay) y Yaguarón (Brasil). La ciudad de Río Branco se encuentra en
el Departamento de Cerro Largo
1
, localizado al noreste del país; y que limita al oeste con el
Departamento de Durazno, al norte con Rivera y Tacuarembó, al oeste con Brasil (Río Grande del
Sur) y al sur con el Departamento de Treinta y Tres. Río Branco está ubicada a 76 km. hacia el
este de la capital departamental, la ciudad de Melo. Según los datos preliminares del censo
levantado por el INE (Instituto Nacional de Estadística) en 2011, el Departamento cuenta con
84.698 habitantes, de los cuales 14.604 viven en Río Branco.
2
La ciudad brasileña de Yaguarón
está ubicada en el municipio de igual nombre, en el Estado norteño de Río Grande del Sur,
distando 383 Km de Porto Alegre, capital del Estado. De acuerdo a los datos del Instituto Brasilero
de Geografía y Estadística (IBGE) de 2010, en la ciudad viven 21.931 habitantes.
3
La frontera uruguayo-brasileña tiene una extensión de 1068 km. La ciudad de Río Branco,
al igual que otras localidades fronterizas no solo es una ciudad que indica la demarcación políticoterritorial del país. La zona comprendida entre Río Branco y Yaguarón, configura un espacio
fronterizo, de modo que constituye una zona permeable con un constante movimiento de personas
en una y otra dirección, así como relaciones comerciales, empresas conjuntas, vías de
comunicación y una cultura compartida, entro otros factores de interacción comunes. Las
relaciones establecidas generan una frontera “dinámica” en el entendido de ser un “área extensa,
con intensa interdependencia económica y social, múltiples interacciones transfronterizas entre
poblaciones establecidas en torno al eje limítrofe, movimientos migratorios de carácter laboral y
asimetrías de peso diverso.”
4
El estudio de la historia del espacio transfronterizo a lo largo de los
siglos evidencia la permanencia de vínculos familiares y cotidianos, así como políticos, de larga
duración y naturalizados por los pobladores.
Es importante considerar que previo a la existencia del puente Mauá (1930), orientales y
gaúchos se desplazaron allende el Río Yaguarón utilizando precarias embarcaciones,
construyendo una dinámica compartida, que luego se fortalecería con la nueva construcción.
1
El nombre de este departamento, proviene del ramal más importante de la Cuchilla Grande, que a la altura
de la localidad de Arbolito, presenta una cadena de cerros eslabonados unos a otros.
2
Datos extraídos de http://www.ine.gub.uy/censos2011/resultadosfinales/cerrolargo.html
3
Datos extraídos de http://www.ibge.gov.br/cidadesat/painel/painel.php?codmun=431100
4
CLEMENTE, Isabel, “La región de frontera Uruguay-Brasil y la relación binacional: pasado y perspectivas”,
Revista Uruguaya de Ciencia Política - Vol. 19 N°1 - ICP – Montevideo, 2008.
12
3.1.2. Límites y delimitación de los Estados en la faja fronteriza.
El proceso emancipatorio de las colonias españolas se desarrolló durante el período 18101824. Las revoluciones en América obedecieron a factores externos como internos: la coyuntura
política española, fruto de la invasión Napoleónica en 1808
5
, así como el descontento colonial,
junto al paulatino ascenso de la injerencia de Inglaterra en el continente, especialmente en el Río
de la Plata, devino en movimientos que reivindicaban la igualdad política y económica, fruto del
desgaste del llamado “pacto colonial”. Igualmente, se debe considerar la influencia que tuvieron la
Independencia de los Estados Unidos (1776), así como la Revolución Francesa (1789), como
generadoras de debate y pensamiento, así como de experiencias en los territorios americanos.
El proceso revolucionario en el Río de la Plata estalló en 1810 tras la instalación de la
Junta de mayo en la ciudad de Buenos Aires. En la Banda Oriental se inició en 1811 en la
campaña, mientras que Montevideo continuó fiel a las autoridades españolas.
6
La primera etapa
de la causa emancipatoria estuvo liderada por el capitán de blandengues José Gervasio Artigas
(1764-1850)
7
, el cual se reveló ante la causa realista montevideana, los intereses centralistas
porteños y la invasión luso-brasileña. Finalmente las fuerzas orientales fueron vencidas por tropas
al mando de Carlos F. Lecor.
8
La invasión luso-brasileña puso fin al período artiguista y tuvo lugar
durante los años 1817-1825, producto de la ocupación y dominio de la provincia Oriental, primero
por parte de Portugal (1817-24) y luego de Brasil (1824-25). Durante esos años el territorio pasaría
a denominarse Provincia Cisplatina y un número importante de tierras y propiedades pasaron a
manos de propietarios brasileños.
9
El proceso emancipatorio culminó tras la intervención de Inglaterra y la mediación
diplomática desplegada con el objetivo de crear un Estado independiente ajeno a los intereses de
la Confederación Argentina y del Brasil. El establecimiento de los límites del naciente Estado
Oriental configuró un problema para las nuevas autoridades orientales. La Convención Preliminar
de Paz de 1828
10
estableció la independencia, configurando un débil Estado sometido a las
injerencias del Imperio de Brasil y la Confederación Argentina, en tanto no se establecieron
claramente los límites territoriales del país, quedando desprotegida la frontera oriental con Brasil.
La revisión de la medida quedaba fijada para cinco años después a la Jura de la Constitución.
Tanto el gobierno de Fructuoso Rivera
11
, como el de Manuel Oribe
12
, intentaron infructuosamente
5
La Corona española había otorgado permiso a las tropas francesas que se dirigían a Portugal con el
objetivo de invadir aquel país aliado de Inglaterra que se negaba a cumplir los bloqueos franceses.
6
Debe mencionarse el papel que jugó la Junta de Montevideo de 1808, siendo la primera en América y
análoga a las realizadas en España.
7
Para leer más sobre el proceso revolucionario: FREGA, Ana, Historia regional e independencia del Uruguay.
Proceso histórico y revisión crítica de sus relatos, Montevideo, EBO, 2009.
8
Luego de vencidas las tropas orientales en 1820, Artigas emigró al Paraguay, en donde moriría en 1850.
9
CASTELLANOS, Alfredo, La Cisplatina, la Independencia y la República caudillesca, 1820-1838,
Montevideo, EBO, 1998.
10
Convención celebrada en Río de Janeiro entre representantes del Imperio de Brasil y de las Provincias
Unidas del Río de la Plata.
11
Fundador de la divisa colorada, fue el primer presidente constitucional durante el período 1830-1835.
13
fijar los límites históricos de la Banda Oriental, formulados en el tratado de San Ildefonso (1777)
entre España y Portugal. Hasta mediados del siglo XIX las autoridades orientales pretendieron
establecer los límites territoriales del nuevo Estado.
El conflicto bélico denominado Guerra Grande (1839-1852) sumió al Estado Oriental en un
conflicto regional e internacional al enfrentarse fuerzas orientales de las divisas blanca y colorada,
con unitarios y federales de Argentina, y poderes de Brasil, así como con Francia e Inglaterra. La
paz en el territorio oriental se alcanzó el 8 de octubre de 1851, siendo complementada a través de
los tratados entre Uruguay y Brasil del 12 de octubre de ese mismo año.
Los tratados fueron: de alianza, de extradición, de prestación y socorros, de comercio y
navegación, y de límites. Los mismos tuvieron singular importancia en el devenir del país, pues se
establecieron medidas socioeconómicas y políticas fundamentales.
13
A través del tratado de
límites los mismos quedaron definidos, sin haberse respetado los lindes impuestos por el tratado
de San Ildefonso de 1777.
14
Asimismo, se aseguró a Brasil la navegación exclusiva de la Laguna
Merín y el Río Yaguarón, renunciando a territorios sobre los cuales Uruguay tenía derechos por
tratados anteriores. El tratado de prestación y socorros comprometió a Brasil a dar un subsidio
mensual de 60.000 patacones (aprox. $72.000), mientras que el Estado Oriental se declaraba
deudor de los préstamos realizados por el Barón de Mauá al gobierno colorado. La cantidad
adeudada se pensaba pagar con las rentas de Aduanas.
A partir de 1870 Uruguay manifiesta una postura de aislamiento de la política de los países
de la región. Paulatinamente la regionalización de los conflictos políticos internos quedó restringida
a un área localizada en la frontera sin comprometer la relación binacional, aún cuando las
revoluciones
15
que hubo tuvieron en sus filas a muchos riograndenses y el territorio limítrofe fue
base de operaciones o refugio, o cuando muchos combatientes en la revolución en Río Grande en
1893 eran oriundos de Cerro Largo.
16
Por otra parte, tras la proclamación de la República del Brasil (1889), el gobierno brasileño
manifestó en diversas instrucciones a sus ministros la intención de reactivar las negociaciones con
Uruguay con el objetivo de liquidar la deuda.
17
Asimismo, desde mediados del XIX el Estado
uruguayo envió diversas misiones al Imperio con el fin de negociar un acuerdo sobre la
delimitación de la frontera. Para la diplomacia oriental, la cuestión de los puertos sobre el río
12
Fundador de la divisa blanca, fue elegido segundo presidente constitucional en el año 1835. Durante su
gobierno sucedió el levantamiento de F. Rivera, y así las luchas que darían inicio a la Guerra Grande (18391852).
13
Para profundizar en los mismos, ver: BARRÁN, José P., Apogeo y crisis del Uruguay pastoril y caudillesco.
1839-1875, Montevideo, EBO, 1975, pp. 39-40.
14
BORUCKI, Alex, CHAGAS, Karla, STALLA, Natalia, Esclavitud y trabajo. Un estudio sobre los
afrodescendientes en la frontera uruguaya (1835-1855), Montevideo, Pulmón Ediciones, 2009, p. 127.
15
Ejemplo de esto fueron la Revolución de las Lanzas, liderada por Timoteo Aparicio (1870-1872) y los
levantamientos del caudillo blanco Aparicio Saravia durante fines del siglo XIX y principios del XX.
16
CLEMENTE, Isabel, op. cit., p. 172.
17
COELHO, Everton, “Brasil e Uruguai: uma dívida que virou ponte”, Revista da Graduação, Vol.1, Nº2,
2008, p. 17.
14
Yaguarón y la Laguna Merín era crucial para los intereses del comercio local y para la salida al
Océano. Como lo manifiestan las investigaciones en historia económica, esas vías constituían un
eje de comunicaciones de importancia vital.
18
Las negociaciones que desembocaron en el tratado de límites de 1908 fueron reservadas
hasta que en octubre de 1908 el proyecto de tratado pasó a la discusión del Consejo de Ministros.
Según el “Tratado entre los Estados Unidos del Brasil y la República Oriental del Uruguay, relativo
a las Fronteras en la Laguna Merín y el Río Yaguarón y el Comercio y la Navegación en esos
Parajes”, los límites en el Yaguarón y la Laguna de los Patos quedaban establecidos por la línea
del talweg.
19
Además se reconocía a la marina mercante y de guerra uruguaya el derecho de
navegar por el Río San Gonzalo y la Laguna de los Patos, situados en área de jurisdicción
brasileña. El Tratado fue firmado en Río de Janeiro el 30 de octubre de 1909.
20
Por otra parte, en
lo que respecta al tránsito, antes de 1910 el cruce se hacía exclusivamente con barcos brasileños.
Más tarde, tras la firma del tratado de límites se creó un servicio desarrollado por cuatro botes de
cada uno de los países.
Bajo la presidencia de Feliciano Viera (1915-1919), el canciller uruguayo Baltasar Brum y
el Ministro de Relaciones Exteriores del Brasil Nilo Peçanha, retomaron las negociaciones en torno
a la deuda del Uruguay con Brasil por los tratados de 1851 (tratado de prestación y socorros) que
aún no se había liquidado y que se había acrecentado tras la participación en la Guerra del
Paraguay (1864-1870).
21
El monto fijado de acuerdo a las estimaciones fue de cinco millones de
pesos fuertes uruguayos, equivalentes a un millón sesenta y tres mil ochocientos veintinueve libras
esterlinas. El 22 de julio de 1918, Uruguay y Brasil firmaron un nuevo tratado por el cual se
comprometían a impulsar la creación de un puente que uniera ambas márgenes del Río
Yaguarón.
22
El documento comprometía al gobierno uruguayo a saldar la deuda a cambio del
pago de los costos de la construcción.
La década del 30 inauguró una nueva coyuntura política y económica en Latinoamérica y
el mundo. La caída de la bolsa de Nueva York provocó la crisis del año 29 que llevó a una fractura
socioeconómica a nivel mundial. Sin embargo, en Latinoamérica los efectos no se sentirían
inmediatamente, sino unos años después. En 1930 Uruguay celebraba su primer Centenario como
país independiente, al tiempo que era sede del primer mundial de futbol. Paralelamente, en Brasil
se instalaba el gobierno del riograndense Getulio Vargas, dando inicio al estado getulista.
23
18
CLEMENTE, Isabel, op. cit., p. 176.
19
Para ver los límites consultar: http://www.sgm.gub.uy/index.php/informacion-territorial/limites-con-brasil
20
CLEMENTE, Isabel, op. cit., p. 177.
21
También conocida con el nombre de Guerra de la Triple Alianza en donde las fuerzas brasileñas,
argentinas y orientales se enfrentaron al Paraguay.
22
AICARDI, Jorge, op. cit., p. 37.
23
Getulio Vargas (1882-1954) nació en la ciudad de San Borja. En 1928 fue electo gobernador del Estado de
Río Grande, y dos años más tarde asumiría la presidencia tras el triunfo de la revolución encabezada por él.
Gobernó durante cuatro períodos: 1930-1934 (gobierno provisorio); 1934-1937 (gobierno constitucional);
1937-1945 (Estado Novo), 1951-1954, (presidente electo por voto directo). FAUSTO, Boris, História Concisa
do Brasil, Brasil, Edusp, 2006.
15
3.1.3. La formación de las poblaciones de Río Branco y Yaguarón
El proceso de ocupación territorial del Río de la Plata se enmarcó en las medidas de
colonización producidas ante la rivalidad entre las monarquías española y portuguesa por la
formación de sus respectivos imperios coloniales. El enfrentamiento obedeció al objetivo de
consolidar cada una su poder económico y territorial en el continente. El temor a la expansión
portuguesa determinó la ocupación, conquista y colonización de los poblados Santa María del
Buen Aire (1536), Nuestra Señora de Asunción (1537) y muy tardíamente la Banda Oriental. Esta
última fue considerada por los españoles “tierras de ningún provecho” en tanto no tenía riqueza
minerales a diferencia de otras zonas colonizadas. La introducción ganadera durante el siglo XVII
posibilitó la creación de las llamadas “minas de carne y cuero” características de la pradera
oriental, que dieron relevancia económica a la zona.
24
Las acciones por el control territorial
llevaron a la fundación de villas y ciudades; los españoles fundaron Santo Domingo de Soriano
(1624), mientras que la ciudad de Colonia del Sacramento fue creada por los portugueses en
1680, esta última con el objetivo de establecer el dominio portugués hasta la Banda Oriental. La
creación del Virreinato del Río de la Plata (1776) por parte de la corona española obedeció al
deseo de una mejor organización así como una mayor presencia y dominio en el territorio. Su
capital se estableció en Buenos Aires y se designó a Pedro de Cevallos como primer Virrey.
Por otra parte, los límites entre los dominios de las Coronas fueron establecidos por el
tratado de paz de San Ildefonso firmado entre España y Portugal en 1777. De acuerdo al
documento, España se quedaba con Colonia y las Misiones del norte, de modo que la frontera por
la Banda Oriental, quedaba delimitada entre el Arroyo Chuy, el San Miguel, la orilla de la Laguna
Merín y una línea que llegaba hasta la desembocadura del Pepirí-Guazú en el Río Uruguay.
Asimismo, los españoles obtenían la navegación exclusiva del Río de la Plata. Sin embargo, lo
dispuesto en el papel, en los efectos no tuvo total aplicación, especialmente en lo que refiere a los
límites.
24
El gobernador de Asunción Hernando Arias de Saavedra, Hernandarias envió al territorio de la Banda
Oriental ganado vacuno y caballar durante el período 1611-1617. Asimismo, a mediados del siglo XVII se
introdujeron animales provenientes de las reducciones jesuíticas.
16
3.1.3.1. La ciudad de Río Branco: fundación y evolución
Cerro Largo data de 1792, a partir de la iniciativa del Virrey Nicolás Arredondo
25
cuando
ordenó establecer la “Guardia Militar de Cerro Largo”, con el objetivo de paralizar las acciones
portuguesas en dicha zona. De esta forma se constituyó en una sede de los destacamentos que
recorrían la frontera de la Banda Oriental, para combatir el contrabando producto de las
constantes arriadas de ganado o “vaquerías”.
26
Las ciudades de Río Branco y Yaguarón surgieron
en el marco de estas medidas, al fundarse la “Guardia de Arredondo”, ubicada en la margen norte
del Río Yaguarón, en el actual territorio brasileño.
27
Pocos años después la guardia se trasladó a
la margen derecha del cauce de agua, en el territorio de la actual ciudad de Río Branco en donde
se establecieron los primeros pobladores hacia fines del siglo XVIII. Tras la independencia oriental,
el primer presidente constitucional Fructuoso Rivera promovió una política de poblamiento que dio
lugar al Pueblo Arredondo. En el caso de Yaguarón, a partir de la antigua Guardia española, los
portugueses fundaron en 1802 la Guarda da Lagoa e do Cerrito, en las cercanías en donde se
desarrolló el poblado de Espírito Santo do Cerrito de Jaguarão.
28
El 6 de julio de 1853, el Parlamento Nacional uruguayo aprobó que el antiguo Pueblo
Arredondo pasase a denominarse Villa Artigas, en homenaje al líder oriental que había muerto tres
años antes. De esta forma se constituyó en el primer pueblo en recordar a quién fuera “jefe de los
orientales”.
29
En 1915 la Villa Artigas cambió su nombre y pasó a llamarse Río Branco en
homenaje a José Maria da Silva Paranhos Junior, Barón de Río Branco
30
, quien tuviera un rol
importante en las negociaciones sobre los límites entre los Estados uruguayo y brasileño hacia
principios de siglo.
25
Ocupó el cargo de Virrey del Río de la Plata durante el período 1789-1795.
26
El paraje siempre se ha conocido por Cerro Largo, pero no existe ninguna ley originaria de esta división
política. El 16 de junio de 1837 se le quitó una parte para formar Minas (actual Lavalleja) y en 1884, otra de
mayor extensión, para crear el departamento de Treinta y Tres.
27
El alférez Joaquín Gundín fundó tres guardias, “Santa Rosa”, “San José” y “Arredondo”, siendo está última
la única que sobrevivió en el tiempo.
28
Ponte Internacional Mauá. Jaguarão -Rio Branco. Brasil-Uruguai, 2011.
29
La ley sancionada establecía: Art. 1º : El Pueblo conocido hasta ahora por “Arredondo”, se denominará en
adelante “Villa Artigas”; Art. 2º : Señalase a la “Villa Artigas” un área superficial de dos leguas y media
cuadradas; Art. 3º : El Poder Ejecutivo nombrará una Comisión facultativa que, asociada a la Junta
Económico-Administrativa del Departamento, divida a la expresada área en solares y chacras; Art. 4º : El
Poder Ejecutivo mandará construir los edificios que demanden las necesidades públicas a cuyo efecto
levantará los correspondientes presupuestos que incluirá en el Presupuesto Nacional. AICARDI, José, Río
Branco. Un enfoque histórico y su realidad actual de cara al año 2000, 1992, p. 26
30
El Barón de Río Branco (1845-1912) nació en Río de Janeiro. “[…] logró resolver las tensas cuestiones
fronterizas con las naciones vecinas, configurando el mapa actual del país. Proclama el discurso
panamericanista y articula el diálogo con los países del continente. En 1909 idea el proyecto conocido como
ABC o Tratado de cordial inteligência política e de arbitramento entre os Estados Unidos do Brasil, a
República do Chile e a República Argentina.” En: SOUZA DE CARVALHO, Ricardo, “La Revista Americana
(1909-1919) y el diálogo intelectual en Latinoamérica”, Revista Iberoamericana, Vol. LXX, Núms. 208-209,
Julio-Diciembre 2004, pp. 665-676.
17
3.1.3.2 La ciudad de Yaguarón: fundación y evolución
Aunque la fundación portuguesa de la Guardia de la Laguna y del Cerrito sea de 1802,
desde 1792 la población de la región de Yaguarón se había iniciado con la fundación de una
guardia militar española en el local conocido como Cerro de la Pólvora, hoy correspondiente al
área urbana en donde se sitúan las ruinas de la Enfermería Militar.
La guardia portuguesa dio origen, por lo tanto, a inicios del siglo XIX, a la población del
Espírito Santo del Cerrito de Yaguarón. El clima de instabilidad generado por las constantes
disputas territoriales, inicialmente entre las coronas portuguesa y española (que continuó después
de la independencia de sus respectivas colonias), agravada por la tensión existente entre la elite
ganadera regional y el Gobierno Central de Brasil después de la independencia brasileira (1822)
31
,
provocó la elevación del poblado a la condición de villa en 1832 y su reconocimiento como ciudad
en 1855.
Por lo tanto, la cuestión militar fue el factor determinante para la fundación y consolidación
de la ciudad, marcando fuertemente sus aspectos territoriales:
Pela sua localização na fronteira e sua posição estratégica para a defesa do
território, a cidade se desenvolveu voltada para o Uruguai, pois ao mesmo tempo
em que o Rio Jaguarão (que nesse trecho delimita a divisão política entre os dois
países) oferecia proteção, o relevo permitia a observação da movimentação
militar naquele território a partir dos postos militares instalados nos Cerros. Por
esse motivo a cidade cresceu envolta em uma atmosfera militar, e apesar de as
fortificações originais não existirem mais, outros elementos marcam essa
presença, como as ruínas da antiga Enfermaria Militar e um novo quartel do
exército, construído já no século XX, que abriga um contingente significativo de
militares se comparado ao porte do município.
32
Las actividades comerciales originadas como consecuencia de las relaciones de los
propietarios rurales de tierras en ambos países, acentuadas por los lazos familiares generados por
esos movimientos, explican los vínculos culturales transfronterizos desarrollados a lo largo del
tiempo.
La transposición del Río Yaguarón através de un puente tuvo, asimismo, una motivación
comercial. La implantación del ferrocarril y del Puente Internacional Mauá conectaran la trama
gaucha al puerto de Montevideo, a fin de trasportar los productos ganaderos (principal actividad
económica de la región), como alternativa a los puertos brasileños y sus altas tasas aduaneras. Es
así, que esos elementos viarios también representan la resistencia de las elites ganaderas
31
En Río Grande do Sul la economía del charque permitió el establecimiento de una clase social
económicamente fortalecida, más que encontraba dificultades junto al Gobierno Central, siendo sus intereses
muchas veces preteridos en favorecimiento de otros intereses económicos políticamente más bien
representados, como el de los productores de café de la región sudeste. La tensión entre los ganaderos del
sur y el gobierno llegó a deflagrar conflictos armados, con las revoluciones Farroupilha (1835-1845) y
Federalista (1893-1895), hasta hoy de grande importancia para la historia cultura gaucha. In: FINGER, Anna.
O patrimônio Cultural de Jaguarão – RS e a definição das fronteiras meridionais do Brasil. Artigo, 2010.
32
FINGER, op. cit.
18
gauchas, en constante disputa inicialmente con la corona portuguesa y, más tarde, con la
administración centralizada en Río de Janeiro, dominada por los productores de café en la región
sureste. La opción de pasaje por Yaguarón en detrimento de otras localidades de “frontera seca”,
aun representado costos sustancialmente más altos debido al cruce del río, demuestra la
importancia adquirida por la ciudad de Yaguarón en ese momento.
La ocupación del territorio se inicia, por lo tanto, con la instalación de equipos de guardias
militares en las elevaciones de la ciudad con mayor visibilidad: Cerro de las Irmandades y Cerro
de la Pólvora. Así, la ciudad se instala entre las colinas y el río, orientándose al comercio portuario.
El paisaje urbano y la ocupación urbana establecen una relación indisoluble, impulsada por la
apreciación de diversos puntos de vista en las zonas bajas y altas.
Desde el punto de vista del trazado urbano, Yaguarón expresa elementos de la urbanística
española, caracterizados por la trama rectilínea y ortogonal, a diferencia de las ciudades lusobrasileñas fundadas en el mismo período.
33
La Iglesia Matriz representaba uno de los marcos
fundamentales en la fundación de ciudades portuguesas en Brasil. Sin embargo, en el caso de
Yaguarón, la matriz fue construida sólo entre 1846 y el último cuarto de ese siglo, excluyéndose de
la lista de edificios de principios de la fundación de la ciudad, más relacionadas con su motivación
militar. Este papel secundario de la Matriz en Yaguarón es reforzado por la implantación que
adoptó, "con los fondos volteados para el río y fachada continua, insertada entre los edificios
precedentes, situación inusual en los pueblos de origen luso-brasileña".
34
Hoy la ciudad representa un conjunto urbano particular, de influencias españolas y
portuguesas, estratificada por un conjunto de construcciones de matrices de variedad tipológica y
estilística - colonial, ecléctico, art-decó y modernista - testimonios de los varios períodos históricos
por qué ha pasado. En este contexto, se destaca la arquitectura ecléctica, fruto de la época dorada
de la producción de charque, cuando proliferaron mansiones ricamente ornamentadas construidas
con mano de obra esclava que, durante el verano, era explorada en la actividad ganadera. Esa
misma mano de obra tuvo importante participación en los conflictos armados de la región, como la
Revolución Farroupilha (1835-1845).
3.1.4. Apuntes sobre la sociedad y economía de la zona fronteriza
Hacia mediados del siglo XIX los recientes países emancipados de la América española
debieron enfrentar una serie de dificultades. La debilidad y el déficit de los recientes Estados, el
desorden social tras décadas de enfrentamientos por la independencia, las balanzas económicas
desfavorables, la irregularidad de la tenencia de la tierra, el latifundio y el monocultivo, la casi
33
FINGER, op. cit. Em el urbanismo portugués, la ocupación más libre del territorio conducía a acciones
reguladoras habituales de alineación de los edificios construidos de manera espontánea alrededor de los
edificios principales, como la Iglesia Matriz, o junto a sus ejes de ligación.
34
Ídem.
19
inexistencia de industria, y la injerencia extranjera, entre otros, fueron factores característicos de
los países latinoamericanos.
La economía se asentaba en la explotación extensiva de ganado vacuno, mientras que la
industria se limitaba a los saladeros que producían cuero, carne salada (tasajo) y seca (charque) y
sebos para la exportación. A contrapelo de lo manifestado por la historiografía tradicional, la mano
de obra esclava se incorporó fuertemente a las tareas productivas de las estancias y haciendas.
Los esclavos campeiros (especializados en trabajos ganaderos), cumplían en las grandes
estancias los requerimientos de mano de obra permanente. Su labor era complementada por
peones libres cuando aumentaba la demanda. Asimismo, es posible afirmar la integración de los
esclavos a los pequeños y medianos establecimientos. La incorporación de esclavos a las
estancias no fue un fenómeno limitado solo a las primeras décadas del siglo XIX, sino que se
extendió a la segunda mitad, en particular en el espacio fronterizo. La expansión de las estancias
brasileñas en territorio oriental se vincula al empleo de mano de obra esclava. El empleo de
esclavizados otorgó gran movilidad a la industria del tasajo y el cuero. La posibilidad de trasportar
ganados y esclavos a través del espacio fronterizo constituyeron las condiciones de la primera
industria integrada al mercado internacional. Esto nos permite entender la compleja interconexión
entre Buenos Aires, Montevideo y Porto Alegre.
Hacia mediados del siglo XVIII, Rio Grande do Sul, recibió un contingente importante de
población de origen azoriana (Portugal) con el objetivo de poblar esa zona. La colonización
azoriana estaba orientada a convertir la región en fuente de trigo para el imperio colonial
portugués. Sin embargo, la iniciativa no fructificó debido a las continuas guerras de frontera en la
Banda Oriental que resintieron los beneficios de la agricultura hacia fines del siglo XVIII.
Igualmente, el alza de los precios ganaderos promovió el desarrollo pecuario en Rio Grande, a
partir de las ventas de charque a las plantaciones esclavistas. De este modo, la pecuaria se
convirtió en un negocio lucrativo que dejaba poco espacio a la agricultura, y que se expandió a las
haciendas fronterizas, que en forma progresiva se internaron en la Banda Oriental.
35
El ganado que continuamente era arreado desde la Banda Oriental y el declive de los
saladeros montevideanos promovieron el desarrollo de la charqueada riograndense durante el
período Cisplatino (1817-1828). Hacia 1821, tras ocuparse la Banda Oriental, el charque se
constituyó en el primer rubro exportable de Río Grande. Los estancieros de Rio Grande
percibieron que su prosperidad dependía del libre acceso a las tierras y ganado orientales,
advirtiendo que el éxito económico de su provincia estaba vinculado a las guerras en la Banda
Oriental. El grupo estanciero se tornó portavoz de los reclamos de la provincia al Imperio,
orientándose con mayor decisión a posturas separatistas. El progresivo auge de la pecuaria
promovió, entre otros factores, el regionalismo gaúcho.
Luego de la guerra de 1828 el Imperio prohibió a los riograndenses arrear el ganado a
Uruguay, causando disgusto en los estancieros de frontera. La Regencia imperial también esperó
35
Ibídem, p. 15.
20
extraer mayores tributos de Río Grande entre 1831 y 1835, pero ignoraba la importancia del
ganado y tierra orientales para la provincia, perdidos tras la independencia uruguaya. La Guerra
de los Farrapos (1835-1845)
36
desarrollada entre Río Grande do Sul y el Imperio, surgió, entre
otros factores, de reclamos económicos, pues el charque gaúcho estaba en desventaja tributaria
en el mercado brasileño ante el uruguayo y el argentino. Asimismo, la pérdida de la provincia
Cisplatina había limitado las ambiciones expansivas riograndenses que se asentaban en las
fértiles pasturas uruguayas. Los estancieros pretendían asegurar la libertad de arreo y el flujo de
ganados en el área. Es de notar que la ciudad de Yaguarón fue la primera en adherir a la causa
revolucionaria de la República de Piratini.
37
La Guerra de los Farrapos modificó el escenario regional, al desactivar momentáneamente
la capacidad de intervención de Brasil en el Río de la Plata. Los rebeldes farrapos recibían
caballos y armas de sus vecinos rioplatenses. El Estado Oriental era afín a los farrapos, pues la
independencia de Río Grande había sido una tradicional aspiración local. El abasto de caballos y
los intermediarios orientales brindaron capacidad material a los farrapos para continuar la guerra
contra el Imperio, obteniendo los rebeldes municiones a cambio de ganado.
38
Finalmente los
farrapos fueron vencidos y firmaron la Paz de Ponte Verde (1845), echando por tierra la iniciativa
independentista riograndense.
En tanto, hacia fines de 1845 y principios de 1846 se reanudó e incentivó la actividad
saladeril en Cerro Largo, Salto, Colonia y Montevideo. El resurgimiento de los saladeros fue
intenso en la frontera norte, debido a los efectos provocados por el bloqueo de los puertos del
Plata bajo la coyuntura bélica (Guerra Grande) lo cual desarrolló espacios paralizados. Las zonas
saladeriles de San Servando
39
y Arredondo, se desarrollaron tras los bloqueos anglo-franceses y
la apertura de la frontera norte al comercio ganadero. Sin embargo, una vez finalizado el conflicto
bélico, comenzaría a disminuir la producción en esta zona.
Por otro lado, el período 1870-1930 se caracterizó por una fuerte corriente de inversiones
y movilidad de empresarios uruguayos en Río Grande, así como en otras regiones más alejadas
del Brasil.
40
Las inversiones uruguayas en Brasil se concentraron en Río Grande e incluyeron la
compra de tierras, la construcción de establecimientos industriales y comerciales, la fundación de
empresas con capitales mixtos uruguayo-brasileños y la instalación de sucursales de firmas con
casa matriz en Montevideo. Las inversiones y actividades productivas coincidieron con el papel de
Montevideo como puerto de salida de las exportaciones de Río Grande. Sin embargo la extensión
ferroviaria intensificó el vínculo entre Río Grande y San Pablo, al tiempo que las mejoras en el
36
El término farrapos significa harapos, caracterizando la vestimenta de los insurgentes. En castellano se le
llamaría guerra de los harapientos.
37
Con este nombre se conoce la República Riograndense que fue proclamada el 11 de setiembre de 1836,
durante la Guerra de los Farrapos.
38
BORUCKI, Alex, CHAGAS, Karla, STALLA, Natalia, op. cit., p. 16.
39
Así se llamó el pueblo fundado en 1831 por Servando Gómez a pedido del presidente Fructuoso Rivera.
40
El historiador Raúl Jacob ha investigado intensamente acerca de la presencia de capitales orientales en
Brasil.
JACOB, Raúl, Cruzando la frontera, Montevideo, Arpoador, 2004.
21
puerto riograndense
41
desplazaron al de Montevideo. Asimismo, la adopción de políticas
proteccionistas por parte de Brasil en la década de 1930, terminó imponiendo un freno a las
iniciativas mencionadas. Por último, tras 1950 se registró en Uruguay la entrada de inversiones
brasileñas bajo la forma de compra de tierras al norte de Río Negro y desde los inicios del tercer
milenio la irrupción de inversiones en la industria y la banca.
42
3.1.5. El Puente Internacional Barón de Mauá
El puente Mauá, fue construido entre los años 1927-1930 en ejecución del tratado
celebrado entre Uruguay y Brasil en junio de 1918. Fue el primer puente internacional de Uruguay
y el más largo de Sudamérica al momento de su inauguración, debido a sus 2112 metros de
longitud y estar sostenido por 85 arcos. Su nombre, Barón de Mauá (Irineu Evangelista de
Souza), devino en homenaje a quién tuviera una participación activa en la concesión de los
préstamos tras finalización de la Guerra Grande (1839-1852) y la realización de los cinco tratados
de 1851.
43
El puente Mauá amplió los lazos existentes entre ambas ciudades. Construido con el
objetivo de ser un puente carretero, aduanero y tranviario. Esto último significó la extensión de
ramal tranviario existente en el departamento de Treinta y Tres con la ciudad de Río Branco y
Yaguarón que se conectaba con Passo do Barbosa.
44
El objetivo era vincular de mejor forma
Porto Alegre con las ciudades orientales, que como hemos analizado, desde larga data se
vinculaban comercialmente.
Finalmente la obra fue inaugurada el 30 de diciembre de 1930. La crónica de la época lo
describió como el “monumental” y “colosal” puente Mauá. A través de las noticias se manifiesta el
clima de algarabía reinante en el espacio fronterizo, que sobre el mediodía celebró la construcción
del “lado uruguayo” y en la noche del “brasilero”.
45
Además de las autoridades políticas y militares
locales y nacionales, estuvieron presentes los presidentes Getulio Vargas de Brasil y Gabriel Terra
del Uruguay.
41
El puerto nuevo comenzó sus operaciones en 1915.
42
CLEMENTE, Isabel, op.cit., pp. 174-175.
43
Irineu Evangelista de (1813-1889) comerciante, banquero y financista; fue un gran referente de la política
del Brasil durante el reinado de Pedro II (1831-1889). Con establecimientos bancarios en Argentina y
Uruguay fue un personaje influyente de muchos gobiernos, tanto por su apoyo económico como por su
influencia política. Se le adjudica un rol determinante en la campaña de Caseros (que condujo a la derrota de
Juan Manuel de Rosas) y en la Guerra del Paraguay. Asimismo, fue una figura destacada en su país debido a
la construcción del astillero Ponta da Areia y la realización de innumerables obras públicas. La crisis de 1874
lo llevó a la quiebra. Hasta el día de hoy es considerado por la historiografía brasileña como una de las
figuras más importantes en el proceso de construcción nacional. Información extraída de: ARENAS, Nicolás,
“El barón de Mauá: entre el diseño del personaje y la construcción del mito” en Rev. Esc. Hist., Salta, v. 9,
n. 1, jun. 2010. Disponible en . accedido en 10 set. 2012.
44
COELHO, Everton,op. cit., p. 30.
45
Diario El País, Montevideo, 30/12/1930, p. 5.
22
3.2. La Construcción del Puente Internacional Barón de Mauá
3.2.1. Contextualización técnica y tecnológica
La circulación diaria de mercaderías y personas entre Brasil y Uruguay a través del Río
Yaguarón fue intensa desde el siglo XIX y constituyó la base de la economía de
la región de ambos lados de la frontera.
Debido a mejores condiciones de implantación, las principales infraestructuras portuarias
fueron construidas del lado brasileño, en Yaguarón, serviendo de apoyo y punto de distribución de
mercaderías para ambos lados de la frontera. En la margen uruguaya se desarrolló un pequeño
núcleo poblacional, cuya construcción solo fue posible a partir de obras de nivelación y relleno que
elevaron el nivel del terreno, antes situado por debajo de la cota de inundación del Río Yaguarón.
Esta población, a pesar de haber adquirido mayor importancia comercial que el núcleo original
Arredondo,
46
durante las crecidas del río quedaba desvinculada de la costa uruguaya,
convirtiéndose en una isla, accesible únicamente a través de embarcaciones.
47
Por otra parte, la navegación en el Río Yaguarón se veía dificultada por la obstrucción
constante del canal del río
48
, provocada por la Laguna Merín, que en determinadas épocas del
año, dificultaba el pasaje incluso de las embarcaciones de bajo calado. Para solucionar el
problema se propusieron diversas obras que incluyeron desde el dragado del río
49
hasta la
construcción de un puente entre las ciudades de Yaguarón en Brasil y Río Branco
50
en Uruguay.
Este último además de facilitar el transporte de personas y mercaderías, contribuiría al contralor
46
La localidad de Arredondo se encuentra a 1 km de la costa, solo por las condiciones del terreno,
parcialmente inundadas durante la inundación constante del Río Yaguarón.
47
“Por qué la Villa de Río Branco eligió y mantiene esa posición tan desfavorable? La explicación debe
buscarse en la tendencia a aproximarse, por razones sociales, comerciales, económicas y de comunicación,
a la Ciudad de Yaguarón, centro más importante que Río Branco y punto de influencia de toda la zona sudeste del estado de Río Grande del Sur, en cuanto a sus relaciones de intercambio con la producción y
mercancía de procedencia uruguaya (...).”
BONOMI, Quinto, Puente Internacional Mauá sobre el Río Yaguarón, en: Revista de Ingenieria, Tomo XXIV.
Asociación Politécnica del Uruguay, 1930. p. 569.
48
Ruta de aproximadamente 10 kilómetros comprendiendo entre la punta del Canal Salso y la
desembocadura del Canal San Gonzalo.
49
En el inicio del siglo XX, durante el período en que Carlos Barbosa estuvo al frente del gobierno de Río
Grande do Sul (1908-1913) fueron ejecutadas obras en la margen brasileña de dragado y señalización del
río, así como de mejoramiento de las instalaciones portuarias. SOARES, Eduardo Alvares de Souza, Ponte
Mauá: uma história, Porto Alegre, Evangraf, 2005.p. 15.
50
En 1909 la antigua Villa Artigas fue rebautizada con el nombre de Río Branco en homenaje al Canciller de
Brasil José María da Silva Paranhos Junior, Barón de Río Branco, responsable de la negociación del Tratado
de Condominio de la Laguna Merín y del Río Yaguarón, firmado ese mismo año de 1909 y que corregía
injusticias históricas que mantenía todo el lecho del Río Yaguarón y de la Laguna Merín fuera de la
jurisdicción y de la soberanía uruguaya. LUCAS, María Navarrete. VIÑOLES, Ramón Ángel (Coords.). 1970.
Apud: SCHLLE, Andrey Rosenthal. El Puente. Artículo.
23
del comercio a ambos lados de la frontera a través de la fiscalización y cobranza de tasas
aduaneras.
51
Una primera propuesta para la construcción del puente y su explotación por un plazo de
sesenta años fue presentada en 1857 a la Comisión de Obras del Municipio de Yaguarón, por un
consorcio de inversores, habiendo sido negada en función del plazo para concluir las obras, el cual
fue considerado muy extenso
52
.
Más adelante, en 1875 el Municipio de Yaguarón presentó al
Gobierno del Brasil una propuesta de construcción del puente que no despertó el interés de los
gobernantes.
Dada la importancia de la obra para el fortalecimiento de la economía local, la
construcción del puente pasó a ser reivindicada por la población – principalmente del lado
brasileño, donde se concentraban la mayor parte de los establecimientos comerciales que
abastecían ambos lados de la frontera:
[...] em ligeiras notícias nos temos ocupado da grande facilidade que virá trazer
ao nosso município a construção de uma ponte que facilite o trânsito e permuta
de relações entre esta cidade [Jaguarão, no Brasil] e a vizinha vila Artigas [no
Uruguai]; e, com efeito, não há entre nós quem desconheça as vantagens desse
grande melhoramento, sendo prova mais evidente a representação que em tal
sentido vai ser dirigida a S. M. Imperial, cuja representação ainda bem não
estava elaborada e já coberta por mais de duzentas assinaturas de todos os
comerciantes e proprietários de praça.
53
En 1877 se presentaron dos nuevos proyectos para ejecutar la obra, uno de ellos proponía
una estructura fija, y el otro una estructura suspendida, ambas construidas en madera. Luego de
su evaluación, ninguna de las dos propuestas resultó aprobada, por ser consideradas frágiles y de
baja capacidad de carga.
54
La llegada en 1860 del itinerario de las Postas de Diligencia a Villa Artigas
55
(futura Río
Branco) y la previsión de la construcción de una vía férrea
56
que uniera la región directamente al
51
En 1877 se construyó la primera aduana, del lado uruguayo, con el objetivo del contralor del comercio y la
percepción de derechos de aduana.
52
MARTINS, Roberto Duarte, “La ocupación del espacio en la frontera entre Brasil y Uruguay: la construcción
de la ciudad de Yaguarón”, Tesis. (Doctorado en Historias Especializada) - Escuela Técnica Superior de
Arquitectura, Universidad Politécnica de Cataluña. 2002, p. 264.
53
La Orden Oficial de Yaguarón en Noviembre 05 1877.Apud: Soares, Eduardo Alvares de Souza. Puente
Mauá: una historia. Porto Alegre: Evangraf, 2005, p. 17.
54
MARTINS, Roberto Duarte, op. cit., p. 265.
55
BARACCHINI, Hugo. Historia de las comunicaciones en el Uruguay. Facultad de Arquitectura. Instituto de
Historia de la Arquitectura, UDELAR, 1978, Montevideo, Uruguay.
56
La creación de la línea férrea llamada del “Ferrocarril del Nordeste” formaba parte de la “Red Ferroviaria
del Uruguay”, creada por Ley Nº 1.751 del 27 de agosto de 1884. Dicha línea partía de Montevideo, pasaba
por San Ramón (en el Departamento de Canelones), Nico Pérez en el Departamento de Florida, hasta Pueblo
Artigas, hoy Río Branco. ROMAY, Carola, et. alt., La Arquitectura y el Ferrocarril. Una mirada a nuestro
patrimonio, Montevideo, Fondo Concursable para la Cultura- MEC, 2010, pp. 87-92.
24
puerto de Montevideo, permitiría a los productores de la región sacar su producción con mayor
facilidad por aquel puerto, cuyas tasas eran más convenientes que las de Río Grande. La
ejecución de esta línea ferroviaria implicaría además, el debilitamiento del transporte fluvial,
amenazando el flujo comercial de Yaguarón, que perdería así, la exclusividad del abastecimiento
de la región.
Para solucionar el problema y mejorar la navegabilidad del Río Yaguarón, en 1908 cuando
Carlos Barbosa Gonçalves
57
(residente en Yaguarón y con intereses económicos en la región),
asumió la presidencia de la Provincia de Río Grande del Sur, fueron autorizadas varias obras de
mejoras en la región, entre ellas el dragado del río, obras que permitieron una fluida navegación
de vapores entre la Laguna de los Patos y la Laguna Merín, uniendo Yaguarón con Río Grande
(como único puerto marítimo del Estado)
58
Después de la firma del Tratado de Condominio (1909) de la Laguna Merín y el Río
Yaguarón, que modificó la línea de frontera entre Brasil y Uruguay en esa región por el talweg del
Río Yaguarón
59
, (tomando como base las ondas geológicas y geodésicas realizadas en 1912 por
la Comisión mixta
60
), Carlos Barbosa solicitó los estudios preliminares para la construcción de un
puente entre Yaguarón y Río Branco. El “Proyecto del Puente de hormigón armado para el Río
Yaguarón, enfrentado a la ciudad del mismo nombre - 1913”
61
fue diseñado por la firma del
ingeniero Rudolf Ahrons correspondiendo casi íntegramente a lo ejecutado años más tarde. En su
diseño se puede percibir que la línea ferroviaria ya estaba prevista antes del inicio de la
construcción de la sección entre Brasil (la línea entre Bagé y Río Grande) y Yaguarón,, lo cual
posiblemente condicionó el proyecto del puente: recto y sin pendiente.
Después de realizado el proyecto fue necesario facilitar su ejecución, para ello Carlos
Barbosa contó con el apoyo de Borges de Medeiros, su sucesor en el gobierno de Río Grande del
Sur.
62
La oportunidad de ejecutar la obra surgió en 1918, con las negociaciones para la
57
Carlos Barbosa Gonçalves (1851-1933) nació en Pelotas - RS, pero vivió en Yaguarón. Médico y agricultor,
fue uno de los fundadores del Partido Republicano Riograndense en Yaguarón. De concejal (elegido en
1884), llegó a Mr Provincial (elegido en 1891 y en 1907), Vicepresidente de Estado (nombrado por Julio de
Castilhos en 1893), el Gobernador del Estado (1908-1913), senador (elegido 1920 y 1927). SCHLLE, Andrey
Rosenthal, A Ponte, Artículo, op. cit.
58
Ibídem.
59
Uruguay reivindicó que sus aguas limítrofes fuesen compartidas, revocando el régimen de “costa seca”
impuesto a Uruguay por Brasil que desde 1801 destina la soberanía sobre la navegación del área
(confirmada en los pactos firmados en 1851, 1852 y 1853). El Tratado de la Laguna Merín, firmado en 1909
por los Ministros de Relaciones Exteriores de Brasil y Uruguay (Barón de Río Branco y Rufino Domínguez
respectivamente) además de rever la cuestión de la frontera, también establecía que tanto embarcaciones
brasileras como uruguayas sólo podían navegar y comercializar en esta aguas. Para los uruguayos se
determinó que el tránsito entre el Océano Atlántico y la Laguna Merín sería hecho a través de aguas
brasileras del Río San Gonzalo, Laguna de los Patos y la Barra de Río Grande.
60
El Tratado de la Laguna Merín, firmado en 1909, para la demarcación de la frontera terrestre definió la
creación de una Comisión mixta a ser nombrada por los dos gobiernos en un plazo de un año. Para este
trabajo la Comisión levantó la planta de la parte de la Laguna Merín, al sur del puente Juncal, realizando
trabajos de sondeos geológicos y de geodesia.
61
El dibujo original se conserva en la Fundación Carlos Barbosa en Yaguarón.
62
Carlos Barbosa fue precedido y sucedido por el gobierno de Borges de Medeiros, quien administró Rio
Grande do Sul desde 1898 hasta 1908 y desde 1913 a 1928. Correligionarios del Partido Republicano
25
cancelación de la deuda que tenía Uruguay con Brasil. Como alternativa al pago, fue propuesto
que Uruguay ejecutara la obra, siendo ese acuerdo oficializado a través de un Tratado firmado el
22 de julio de 1918. La localización exacta del puente sería definida por una Comisión mixta,
compuesta por representantes de los dos países, y el mismo serviría para el transito y tráfico de
personas, caballos y vehículos de cualquier clase, “inclusive trenes ferroviarios”
63
. Por el mismo
Tratado se fijó la fundación y desarrollo de un Instituto de Trabajo para recibir brasileños y
uruguayos en igual número, buscando elevar la eficacia de todos los oficios, industrias, artes y
ciencias relacionadas con la tierra. En dicho Instituto serían ofrecidos cursos de especialización
superior y técnica, siendo determinada también la organización docente, régimen de gobierno,
organización, planes de estudio y proyectos.
64
De acuerdo a lo definido en el Tratado de 1918, en 1919 fueron creadas dos Comisiones
internacionales, una en cada país, dependientes de los respectivos Ministerios de Relaciones
Exteriores. En Uruguay fue integrada por el Ingeniero Virgilio Sampognaro como Alto Comisario, el
Ingeniero Quinto Bonomi (hijo) y el Agrimensor Emilio Carrió como primer y segundo ingenieros.
En Brasil para los cargos análogos fueron seleccionados el Mariscal Gabriel Pereira de Sousa
Botafogo, Mayor Ingeniero José Ribeiro Gomes y el Capitán Ingeniero José Vicente Araújo y Silva
Segundo Schlee, que fueron recibidos por Borges de Medeiros, entonces Gobernador de Río
Grande del Sur, en 1919.
65
Durante cinco años esa Comisión mixta realizó los estudios planimétricos, altimétricos y
geológicos, determinó el eje del puente, estableció las condiciones de la licitación y acompañó las
obras, siendo disuelta en 1926.
66
En los informes de la Comisión existen detalles sobre la
descripción general de la obra (que tendría una longitud de 320 metros, incluyendo 27 metros en
cada extremo para asiento de los dos puestos fiscales y aduaneros) además de escoger la técnica
constructiva (en hormigón armado). La Comisión también determinó las especificidades de los
accesos brasileño y uruguayo y las cuestiones relativas a la adquisición de los terrenos y campos
necesarios que debían ser expropiados.
67
Además, La Comisión elaboró un proyecto ejecutivo de
la obra, firmado por el ingeniero uruguayo Quinto Bonomi
68
que a partir de los estudios de Ahrons,
redefinió las rampas de acceso y amplió las dos aduanas.
69
Riograndense, ambos mantuvieron un contacto permanente, preservando la influencia política regional y
nacional que habían conquistado. SCHLLE, Andrey Rosenthal. El Puente. Artículo.
63
Tratado da Dívida, transcrito por SOARES, Eduardo, op. cit., pp. 167-170.
64
Ibídem, pp. 167-170.
65
SCHLLE, Andrey, op. cit.
66
BONOMI, Quinto, op. cit., p. 561.
67
Para la construcción del puente era necesario expropiar tierras próximas a las cabeceras del río en ambos
lados, pero especialmente en el lado uruguayo, que en su mayoría eran inundables, situación que determinó
la necesidad de la construcción de una rampa con 1.534 metros de largo para alcanzar tierra seca. SOARES,
Eduardo, op. cit., pp. 172-176.
68
Quinto Bonomi (hijo) nació en Montevideo en 1892 y se graduó de Ingeniero de Puentes y Caminos en
1915 por la antigua Facultad de Matemáticas. Inició su carrera con actividades topográficas, y trabajó en la
ejecución de diversas obras hidráulicas y de saneamiento. En 1931 fue designado porta voz de la Dirección
Administración Nacional de Combustibles, Alcohol y Pórtland, cargo en el que permaneció hasta 1933. A lo
26
El 5 de junio de 1920 la Comisión mixta se reunió para resolver sobre la implementación
del Instituto de Trabajo y definir el eje del puente. Entre tanto, en la misma época surgieron
propuestas para la modificación del Tratado de Deuda en la parte específica del Instituto de
Trabajo, y comenzaron a surgir divergencias entre los dos países en cuanto a la ejecución de las
obras. A pesar de las desavenencias, el 2 de abril de 1924 fueron publicadas simultáneamente en
Río de Janeiro y en Montevideo, las bases del concurso para su construcción. Las Comisiones
analizaron las propuestas, pero decidieron la anulación del concurso, lanzando otras bases en
1925, a través de la cual fue escogida la firma Carioca E. Kemnitz & Cia para la ejecución de la
obra.
70
El 31 de diciembre de 1926 se disolvió oficialmente la Comisión mixta, quedando
determinado que la construcción sería ejecutada por la empresa adjudicataria en nombre del
Ministerio de Obras Públicas de Uruguay, “conforme os projetos e planos já aprovados pela
Comissao”.
71
El contrato para su ejecución fue firmado el 21 de marzo de 1927, y para la dirección
de la obra, el Ministerio de Obras Públicas de Uruguay eligió al Ingeniero Quinto Bonomi, que
contó con la colaboración del Ingeniero Roque A. Aita. Para el acompañamiento de los trabajos
Brasil indicó como Delegado al Ingeniero Arnaldo Pimenta da Cunha que, a su vez contó con la
colaboración del Ingeniero M.J. Moreira Fisher.
72
Las obras comenzaron el 21 de febrero de 1927 con grandes dificultades, ya que el
terreno no se correspondía con el indicado en los planos y proyectos definidos y aprobados por los
dos gobiernos, siendo necesario modificar detalles del proyecto en sus condiciones técnicas y
económicas.
73
Esos problemas llevaron al atraso de la obra, originalmente prevista para ejecutarse
en 18 meses, pero que finalmente llevó 44 meses para ser concluida, siendo entregada el 14 de
noviembre de 1930 a la dirección de la obra, y el día 20 del mismo mes a los representantes de los
Ministerios de Obras Públicas de los dos países.
74
Su aprobación por los dos Gobiernos supondrá la terminación definitiva de esa
importante obra de ingeniería y de acercamiento entre los dos pueblos amigos.
75
Mientras tanto, el 16 de febrero de 1928, se firmó la Convención modificadora del Tratado
del 22 de julio de 1918, mediante el cual el dinero previsto para la creación del Instituto de Trabajo
pasó a ser destinado a otros tres emprendimientos: la construcción de un ramal ferroviario entre
largo de su carrera también desarrolló actividades docentes en la Facultad de Ingeniería y en Cursos
Preparatorios para Ingeniería. Fue todavía miembro de la Comisión Directora de la Asociación Politécnica del
Uruguay (actual Asociación de Ingenieros del Uruguay) y del Centro de empresarios de Obras.
69
SCHLLE, Andrey, op. cit.
70
BONOMI, Quinto, op. cit., p. 561.
71
SOARES, Eduardo, op. cit., SCHLLE, Andrey, op.cit.
72
BONOMI, Quinto, op. cit., p. 562.
73
SOARES, Eduardo, op. cit. 114.
74
BONOMI, Quinto, op. cit., p. 562.
75
Ibídem, p. 562.
27
Basílio (en la línea Río Grande - Bagé) y Yaguarón; la finalización de las obras del ramal entre Río
Branco y Treinta y Tres; y la creación de un patrimonio de 200 mil pesos oro uruguayo en la forma
de un fondo permanente para el intercambio interestatal,
76
que sería utilizado para financiar las
visitas recíprocas de los embajadores de Brasil y de Uruguay, con el objetivo de aproximar los dos
países. En la misma Convención se propuso homenajear al Barón de Mauá, atribuyendo su
nombre al Puente. Es así, que el Instituto de Trabajo originalmente previsto, nunca llegó a
concretarse.
En ese período aumentó significativamente la navegación en el Río Yaguarón, a través del
cual se transportaba todo el material necesario para la ejecución de la obra. En el tramo conocido
como “Vuelta del Periquito”, en la margen uruguaya, aún existen vestigios del muelle donde
atracaban los barcos cuando los niveles bajos del río no les permitían acceder al puerto.
Asimismo, la ejecución de la obra trajo para la región un importante número de
trabajadores de diversas nacionalidades. “Gente que transformó radicalmente, por algunos años,
la economía local.”
77
En consecuencia, en ese período la economía de Yaguarón y Río Branco atravesó una
etapa de expansión y crecimiento; y las dos ciudades, consecuentemente presenciaron la
construcción de nuevos edificios, varios de ellos ejecutados por la propia empresa constructora E.
Kemnitz & Cia, aprovechando su permanencia en el lugar y la disponibilidad de mano de obra
especializada.
El 30 de diciembre de 1930 fue finalmente inaugurado el Puente Internacional Barón de
Mauá, en homenaje a quién participara en la negociación de los préstamos financieros al Uruguay
durante el siglo XIX. La ceremonia contó con la presencia de autoridades civiles y militares
brasileñas y uruguayas y gran parte de la población de Yaguarón y Río Branco. En el centro del
puente los Ministros de Relaciones Exteriores Rufino Domínguez (Uruguay) y Mauricio Lacerda
(Brasil), en representación de los gobiernos de sus respectivos países, realizaron una acto
simbólico de inauguración.
78
El 25 de marzo de 1932 fue inaugurado el ramal ferroviario Basilio - Yaguarón, que
cruzaba el Puente Mauá y conectaba con el ramal Río Branco - Treinta y Tres, desde allí a través
de la línea ferroviaria Treinta y Tres – Montevideo, se accedía directamente al puerto de
Montevideo.
En conmemoración de este acontecimiento fue acuñada una medalla, diseñada por el
artista uruguayo José Luis Zorrilla de San Martín, y realizada en plata y bronce por la casa Tamaro
76
Ibídem.
77
Según Schlee, “em 1928, trabalharam na execução da ponte cerca de 6215 operários: 2813 brasileiros,
2001, uruguaios, 607 portugueses, 430 alemães e 364 de outras nacionalidades.” SCHLLE, Andrey, op. cit.
78
SANTOS, Vagner, Caminhando a través da História, Evangraf, 2012, p. 30.
28
de Montevideo.
79
El Ponte Mauá también se registra en una medalla brasileña, acuñada con
motivo de la visita del Presidente uruguayo Gabriel Terra a Brasil.
80
Por cuestiones de defensa territorial, para impedir la invasión de un país por el otro a
través del sistema ferroviario, las vías se ejecutaron con trochas diferentes (1,0 metros del lado
brasileño y de 1,445 m del lado uruguayo), impidiendo así la circulación directa de los trenes de un
lado a otro de la frontera. También por ese motivo, en 1942 fue construido un refugio para
pasajeros en la margen brasileña del puente, denominado Parada Polinício, y fue construido un
ramal ferroviario entre la estación y ese punto.
3.2.2. Descripción General de la Obra
En un artículo publicado en la Revista de Ingeniería de la Asociación Politécnica de
Uruguay en 1930, el Ingeniero Quinto Bonomi, Director responsable de la ejecución de la obra,
publicó una descripción detallada de la obra, dividida en cinco partes: acceso brasileño, puente
propiamente dicho con sus aduanas, acceso principal uruguayo en la cabecera hasta la línea de
máxima creciente, acceso secundario uruguayo o rampa a Río Branco y el tramo de conjunción de
ambos accesos uruguayos con su arribo al puente en territorio uruguayo.
81
Gracias a su
conservación, aún hoy el Puente Mauá se mantiene fiel a esa descripción.
El Puente, destinado al tránsito de ferrocarriles, vehículos y peatones, es
insumergible, de hormigón y hormigón armado, y su longitud total comprendidos
los accesos hasta alcanzar la línea de máxima creciente en ambas márgenes, es
de mts. 2.101.86.
82
La longitud del puente, considerando la rampa a Río Branco, es de 2113,86 metros. Su
ancho varía de 10.25 a 13 metros, en los accesos uruguayo y brasileño, respectivamente.
En relación con el sistema vial, se estructura en tres secciones, diferenciadas en relación a
sus usos, niveles y terminaciones, y a excepción de la rampa de acceso Río Branco, presenta vías
férreas a lo largo de toda su longitud.
El límite de dominio entre los dos países está materializado a través de un marco
construido en el eje físico del puente, que también delimita la jurisdicción y las áreas de actuación
y mantenimiento correspondientes a cada uno de los países.
La descripción que se presenta a continuación, está basada en el mencionado artículo de
Bonomi, complementado con un análisis del estado actual de la obra.
79
El Programa RESTAURA de la Comisión del Patrimonio Cultural de la Nación / CPCN – Ministerio de
Educación y Cultura, cuenta en su acervo con un ejemplar de la citada medalla.
80
CASTELLO, Emilio, Una medalla... una historia. Un puente por una deuda en: Guanin, Ano II, nº 10.
Montevideo, setiembre de 2011.
81
BONOMI, Quinto, op.cit., pp. 561-577.
82
Ibídem, p. 562.
29
4.2.2.1. Acceso brasileño
Su eje coincide con el eje de la Calle Uruguay, como una continuación de la misma. La
longitud de este tramo es de 200 metros, a partir de la intersección con la Calle Barón de Río
Branco, hasta la entrada del puente propiamente dicho (entre los edificios aduaneros), con un
ancho de 13 metros libres entre balaustradas.
Cuenta con una vía central de 4.5 metros para la línea férrea, dos sendas en hormigón a
cada lado, con un ancho de 2.9 metros para el tránsito vehicular, flanqueadas por dos sendas
peatonales con un ancho de 1.35 metros, rematadas en cada borde por una balaustrada corrida.
En función de las necesidades de aterrar la margen brasileña para conectar el tablero
83
del puente con la Calle Uruguay, el acceso está formado por dos muros laterales de contención,
de hormigón armado. En ambos lados existen escaleras de accesos para peatones directamente
al inicio del puente.
Desde su construcción este tramo no ha sufrido alteraciones significativas.
3.2.2.2. Puente y Aduanas
El puente propiamente dicho tiene una longitud de 330 metros, siendo 276 metros de
desarrollo vial (tablero), más 27 metros de cada lado correspondientes a puestos aduaneros. Está
constituido por 9 arcos, siendo los 3 centrales de 30 metros de luz y los demás de 27 metros,
apoyados en 8 pilares intermedios. El perfil transversal de este tramo es prácticamente igual al
acceso brasileño, con 13 metros de largo, y sólo se diferencia por la forma de sustentación de las
sendas, apoyadas sobre ménsulas sujetas al tablero del puente.
En ambos lados del puente se encuentran los edificios aduaneros, con 7 metros de altura
y 27 de ancho, simétricamente construidos. El espacio entre ellos corresponde al ancho del
tablero, 13 metros.
Las cuatro torres, de dos plantas cada una, erguidas a cada lado del puente, están
caracterizadas por pilastras en los ángulos, techados a cuatro aguas, cubiertos con tejas
cerámicas tipo española, componentes que le otorgan una apariencia formal ecléctica o
neocolonial a la construcción. Según Quinto Bonomi:
Los edificios destinados a puestos aduaneros son de construcción sencilla, dado
su destino, y de línea sobrias y fuertes para armonizar con el resto de la obra.
84
83
Tablero o Losa: Es la parte estructural que queda a nivel de subrasante y que transmite tanto cargas como
sobrecargas a las viguetas y vigas principales.
84
BONOMI, Quinto, op. cit., p. 567.
30
Las torres, agrupadas de a dos, presentan las mismas terminaciones que el resto del
puente, y no han sufrido grandes alteraciones en su aspecto exterior. Los marcos y las aberturas
son de madera, siendo las exteriores, en planta baja, en arco de medio punto y las superiores,
adinteladas, compuestas por grandes paños vidriados. Internamente poseían pisos de madera y
baldosas cementicias, muros de mampostería y cubiertas de losa de hormigón armado. Es aquí
donde se verifican las alteraciones de mayor entidad, producto de las adaptaciones a nuevas
funcionalidades que se han producido a través del tiempo.
Del lado uruguayo los ambientes interiores fueron compartimentados con muros de
mampostería o tabiques de madera, y los niveles fueron divididos por losas de hormigón armado.
Las terminaciones de pisos y paredes son diversas, predominando los revestimientos cerámicos.
En el exterior, sobre las puertas se instalaron aleros de estructura de madera y tejas que han
descaracterizado parcialmente la fachada.
Del lado brasileño, los dos primeros niveles de las torres del centro del puente fueron
divididos por entrepisos de estructura metálica y piso de madera. Las divisiones internas en
mampostería son originales, con algún agregado de tabiques en madera y la construcción de
nuevos baños. Los pavimentos de madera y baldosa calcárea aún se conservan, a excepción de
la terraza y baño, actualmente revestidos en cerámica. Las escaleras originales tipo “caracol”,
fueron sustituidas por escaleras rectas, de estructura metálica y madera.
En ambos lados se instalaron equipamientos de aire acondicionado.
3.2.2.3. Accesos uruguayos (principal o a La Cuchilla, secundario o a Río Banco y unión
entre ambos)
Debido al nivel natural del terreno en la margen uruguaya – menor en relación a la margen
brasileña y frecuentemente afectado por inundaciones – para el asentamiento del poblado de Río
Branco, fueron necesarias importantes obras de terraplenado que elevaran el nivel de la calle
principal (Calle Centenario), posibilitando la construcción de las edificaciones en cota superior a la
inundable. Sin embargo, al estar toda el área circundante bajo el nivel inundable, en períodos de
crecida del río, el poblado se convertía en una isla, accesible solo mediante embarcaciones.
85
Más allá de este punto, ya en terreno no inundable, se encuentra el núcleo de La Cuchilla
–más extenso, a pesar de tener menor importancia - de donde partía el antiguo Camino de Cerro
Largo, principal comunicación entre la región y el resto del país.
85
“Dadas las razones de la forma y ubicación del eje del acceso principal, vemos que con esta obra queda
solucionado el problema del tránsito general de ferrocarriles, vehículos y peatones entre ambas márgenes;
pero no queda solucionado el acceso de los pobladores de Río Branco. Podría producirse el caso, que
existiendo en el extremo de la calle principal del Pueblo, un puente llenando todas las exigencias de una obra
de su naturaleza, se vieran aquellos habitantes en la necesidad de tomar botes para llegar a tierra firme, o lo
que es peor aún que corrieran el riesgo de perder sus vidas y bienes cuando las crecientes se producen
rápidamente.” BONOMI, Quinto, op. cit., p. 569.
31
Ese fue el motivo, por el cuál se proyectaron dos accesos diferentes del lado uruguayo,
que se unen antes de llegar a las torres aduaneras: el principal, en dirección a La Cuchilla y por
donde también pasaría la vía férrea en dirección a Treinta y Tres, y una rampa secundaria para
conectar con la población de Río Branco.
86
La unión entre los dos accesos, contigua a la aduana uruguaya, cuenta con 37,86 metros
de largo, entre 12,5 y 19,5 metros de ancho y está construida por muros de contención. Desde
este punto se sigue en línea recta por el acceso principal en dirección a La Cuchilla, y formando un
ángulo de 30° en relación con el eje del puente, parte el acceso secundario en dirección a Río
Branco. En este punto la vía férrea abandona la línea central y continua por el lateral izquierdo
(sentido Yaguarón - La Cuchilla). Desde allí también se inicia el empleo de barandas metálicas, a
diferencia del acceso brasileño y tablero, que tienen cerramiento lateral en balaustrada.
El acceso principal o a La Cuchilla- se extiende por 1.571,86 metros a lo largo de un
viaducto, hasta encontrarse con el terreno más elevado. A partir del punto de unión con la rampa
hacia Río Branco (acceso secundario), el primer tramo continúa 896 metros, realizando una suave
curva hacia la derecha, apoyado en 64 arcos con 14 metros de luz. El segundo tramo está
formado por un terraplén de 241,50 metros de longitud, mientras que el tercero, con 56 metros, se
compone por 4 arcos con 14 metros de luz. El cuarto y último tramo está formado por un nuevo
terraplén de 340,50 metros de extensión. Su ancho total es de 10,25 metros: 1,35 metros de
vereda peatonal, sostenida por ménsulas en el lado derecho del tablero (sentido Brasil - Uruguay),
5,50 metros de senda vehicular al centro, y 3,40 metros de vías férreas al lado izquierdo, separada
de la senda vehicular por un cordón de hormigón.
La rampa de Río Branco (acceso secundario), parte del punto más alto de la Calle Artigas,
esquina con Calle Lavalleja y tiene 154 metros de longitud, siendo los primeros 70 metros
soportados por cinco arcos, seguidos de un terraplén de 84 metros. Tiene 6,70 metros de ancho,
siendo 5,50 metros para vehículos y 0,60 metros para peatones a cada lado. Es el único trecho
que no presenta vías férreas.
3.2.3. Aspectos técnicos, artísticos y paisajísticos
De acuerdo a lo citado anteriormente, el proyecto inicial del Puente Internacional Barón de
Mauá fue encomendado por el propio Carlos Barbosa Gonçalves, entonces presidente de la
Provincia de Rio Grande do Sul, al estudio del ingeniero Rudolf Ahrons en 1912.
87
86
“En este caso la Villa de Río Branco queda sobre el nivel de las aguas, pero en cambio todos los terrenos
que la rodean quedan inundados y solo puede comunicarse con tierra firme por medio de embarcaciones.
BONOMI, Quinto, op. cit., p. 568.
87
Rudolf Ahrons (1869-1947) nació en Porto Alegre y era hijo de Guilherme Ahrons, agrimensor e ingeniero
civil, que por muchos años prestó servicios a la administración pública de varias ciudades en Río Grande del
Sur, habiendo incluso, diseñado el mapa de la ciudad de Bagé En 1862. Rudolf Ahrons se tituló de
Agrimensor en el Colegio Militar local e Ingeniero Civil en la Universidad Técnica de Berlin en 1887.
Retornando a Brasil, asumió la dirección de la constructora de su padre. A partir de 1898 ejercía aún como
profesor en la Escuela de Ingeniería, responsable por las cátedras/asignaturas de Construcciones Civiles,
Hidráulica y Resistencia de Materiales. En 1907 enseñó también proyecto de puentes en curso de Caminos y
32
Ahrons era el constructor más importante de la época en Río Grande del Sur, autor de
numerosas obras de ingeniería en todo el Estado y profesor de la Escuela de Ingeniería de Porto
Alegre, donde enseñaba diseño de puentes. En esa época el Departamento de Arquitectura de la
empresa constructora de Ahrons estaba dirigido por el arquitecto Theo Wiederspahn, también uno
de los más importantes en Rio Grande do Sul, quien proyectara diversas obras ejecutadas durante
el gobierno de Carlos Barbosa, tales como la Sede de los Correos y Telégrafos (1909), la
Delegación Fiscal (1912) y la Facultad de Medicina (1913).
88
En 1913 Ahrons presentó a Carlos Barbosa el “Projeto da ponte de cimento armado para o
Rio Jaguarão, em frente à cidade de mesmo nome – 1913” donde se aprecia la indicación de la
técnica constructiva a adoptar: el hormigón armado. Según Schlee, el proyecto original,
desarrollado por el estudio de Ahrons en 1913, corresponde a una versión ampliada (en nueve
arcos) del puente de la Cia Mogiana sobre el Ribeirão dos Machados, en Socorro –MG, de autoría
de los ingenieros Guilherme Winter y Ernesto Chagas en 1910, y considerada por Vasconcelos
89
como “a primeira ponte executada em concreto armado em São Paulo devidamente documentada
(publicada en Revista Polytechnica nº31/32 de 1910).”
90
El autor también enumera otros puentes
construidos en hormigón, anteriores al Puente Mauá, pero de menor porte.
91
La elección de la técnica constructiva del hormigón armado, es innovadora para el
período, y fue ampliamente debatida por la Comisión mixta responsable del seguimiento de la
obra. A pesar de la escasa experiencia del uso de esta técnica en Brasil, después de años de
estudios, la Comisión elaboró un informe enumerando 18 razones para tal elección:
1. La gran difusión de la técnica en Alemania, Estados Unidos, Francia e
Italia;
2. La posibilidad de controlar la ejecución de cada pieza in situ (en
contraposición a las piezas metálicas fabricadas en otros sitios);
3. El gran desarrollo de la técnica del uso de hormigón armado y el ejemplo
de la casa Hennebique, que construyó 485 puentes de hormigón armado;
4. Que la seguridad de las obras de hormigón armado crece con la
supervisión y la inspección directa en obra;
5. Que las obras de hormigón armado forman monolitos, exentos de los
efectos del fuego, de las variaciones de temperatura y de las oscilaciones,
Puentes, en 1912, año en que probablemente recibió la encomienda del proyecto del puente y en que
abandonó la docencia, asumió la cátedra de Construcciones de Hierro y Hormigón Armado. SCHLLE, Andrey,
op. cit.
88
SCHLLE, Andrey, op. cit.
89
VASCONCELOS, Augusto Carlos. O concreto no Brasil. Vol. 3. São Paulo: Studio Nobel, 2002.
90
SCHLLE, Andrey, op. cit.
91
Viaduto Marechal Deodoro, em Itaipu, São Paulo (1907); Ponte sobre o rio Maracanã, Rio de Janeiro
(1908); Ponte sobre o rio Camanducaia, em Amparo, São Paulo (1911); Ponte sobre o rio Tamanduateí, na
Mooca, São Paulo (1912); Pontes, viadutos e arrimos da linha férrea da Estrada do Mar, São Paulo (1914).
SCHLLE, Andrey, op. cit.
33
vibraciones y trepidaciones resultantes de los efectos del viento, pasaje de tropas
en general y de los vehículos rodados;
6. Que tales ventajas crecen con el tiempo;
7. Que el hormigón y el hierro son de fácil adquisición;
8. Que el empleo de hormigón armado disminuye la sección de los pilares de
los puentes;
9. Que la instalación de las obras de hormigón armado es más sencilla que
la de las obras metálicas;
10. Que la aparición del peso muerto en las construcciones de hormigón
armado es ventajosamente compensada por la rigidez del sistema;
11. Que las fallas en las obras de hormigón armado son atribuidas a errores
de ejecución y ya no más a la supuesta y discutida corrosión de los hierros de las
armaduras;
12. Que estamos en un punto culminante en que las dudas darán paso a las
certezas;
13. Que en el campo de las construcciones metálicas existen muchas dudas
con respecto al origen de los fracasos obtenidos;
14. Que más allá de las ventajas estéticas resultantes del refinamiento de las
formas, facilitado por la plasticidad del material, los gastos de mantenimiento de
los puentes de hormigón armado son prácticamente nulos;
15. Que en el caso específico, no hay forma de transportar piezas metálicas
de Melo a Yaguarón;
16. Que los barcos a vela y a vapor que circulan por el Río Yaguarón son de
bajo calado y superficies sin resistencia para transportar grandes piezas
metálicas;
17. Que todo el material necesario para la fabricación del hormigón armado,
así como la mano de obra, pueden ser encontrados en los dos países;
18. Que la obra en cuestión carece de sello de originalidad y de una cierta
magnificencia en su conjunto.
La elección de la técnica a utilizar en este caso, como se percibe en las motivaciones
expuestas por la Comisión, buscaba unir el desarrollo industrial (mediante el uso de materiales
como hierro y hormigón, pero también de maquinaria), y la mano de obra disponible en el sitio
(perceptible a través de la decisión de crear una escuela para los operarios).
Asimismo, desde la última década del siglo XIX, el uso de hormigón armado estaba en
plena expansión, y en el momento de la elaboración del proyecto y construcción del Puente Mauá,
su uso ya estaba lo suficientemente difundido tanto en Brasil como en Uruguay, constatándose el
34
empleo de sus componentes, especialmente el cemento, muchos años antes, a través del registro
de patentes.
En Uruguay, los primeros registros de la producción de cemento datan de la década de
1870, con la creación en Montevideo, en 1876, de una sociedad anónima denominada “Calera a
vapor sistema Hoffman”, que tenía como objetivo la fabricación de cal y “tierra romana” para su
empleo en la construcción.
En el año 1888 los señores Domingo Lapitz y Antonio Goñi solicitan la patente de
invención para “El Cemento hidráulico Oriental”, y un año después G. P. Rouguard registra el
primer cemento puzolánico empleado en el país (“Cemento Puzzolana Rouguard”). El 9 de
setiembre de 1890 José Weise patenta en Montevideo el “Sistema Monier”
92
de construcción en
cemento armado u hormigón armado, patentado en Francia en 1867.
93
Un año después, en 1891,
el Ingeniero italiano Achille Monzani aplica el “Sistema Monier” en la construcción de un
conventillo
94
en el barrio de La Aguada en Montevideo (Conventillo Lafone). Este edificio, de una
única planta, fue construido enteramente en hormigón armado (paredes, techos abovedados y
contrapisos que formaban su cimentación)
95
, constituyendo una excepción en la época, ya que el
uso del hormigón armado recién se generalizaría quince años después.
96
En 1907 el arquitecto
José Marìa Claret emplea piezas de hormigón pre-conformadas en la construcción del faro de la
Isla de Lobos, constituyendo el ejemplo más temprano de prefabricación en este material en el
Uruguay. En 1923 se llama a Concurso para el edificio de la nueva Aduana de Montevideo. El
proyecto ganador, del arquitecto Jorge Herrán, originalmente neoclásico será rápidamente
cambiado, empleando elementos de neto corte Art Déco sobre superficies despojadas, propias de
la arquitectura moderna. Su estructura fue realizada enteramente en hormigón armado.
97
92
El jardinero francés Joseph Monier (1823-1906) fue pionero en la industrialización de piezas de hormigón,
y en 1867 patentó un sistema para la construcción de macetas grandes 'de hierro y cemento ". En 1878
patentó su primer sistema de vigas de hormigón reforzado con barras de hierro, en la que inspirar
Hennebique y que fue de rápida difusión internacional, Cent ans de béton armé: 1849-1949, pp. 35 y 63-64.
El jardinero francés Joseph Monier (1823-1906), fue pionero en la industrialización de piezas de hormigón
armado, patentó en 1867 su sistema de construcción de grandes losas para planta en “hierro y cemento”. En
1878 se patentó su primer sistema de vigas de cemento reforzadas por barras de hierro, en el cual se
inspiraría Hennebique y que también fue objeto de rápida difusión internacional; Cent ans de béton armé:
1849-1949, pp. 35 y 63-64.
93
“La receta que luego se haría famosa, era: una parte de portland, media de cal apagada, cuatro de arena y
nueve de pedregullo”. FIGUEREDO, Marcello, Haciendo casas. Crónica de La construcción privada en el
Uruguay, Montevideo, Editorial Pascale, 1999.
94
Se entiende por conventillo al programa arquitectónico y tipo morfológico que dio respuesta al acceso a la
vivienda para los sectores populares a través de alquileres módicos. Las construcciones se caracterizaron por
tener gran cantidad de habitaciones distribuidas en torno a uno o más patios, con servicios de uso común
(baños y lavaderos).
95
Esto se logra constatar al momento de su demolición próximo al año 1943. ÁLVAREZ, Ricardo, El
conventillo de Lafone, Documento 3, Instituto de Historia de La Arquitectura- Facultad de Arquitectura,
UDELAR, Montevideo, 1977.
96
“Se empezó por aplicarlo a las fundaciones de edificios por medio de amplios patines, luego, remplazó a
los forjados de viguetas de sección doble T y, a renglón seguido, a las grandes vigas de perfiles ”Grey” y
“Carnegie” y a las columnas de fundición...” GUIRIA, Juan, Desde La época del cuero hasta la del hormigón
armado, UDELAR, Montevideo, 1976, pp. 11-12.
97
“Herrán estaba al corriente de que las cosas venían cambiando en la arquitectura del mundo más
desarrollado. Limpió pues las formas del proyecto de toda decoración superflua; quitó columnas, pilastras y
35
En Brasil, una de las primeras noticias sobre el uso del hormigón armado se remonta a
1892,
98
cuando el ingeniero Carlos Poma obtiene la patente de una variante del “Sistema Monier”
para ser empleada en la construcción de casas populares en Rio de Janeiro. Sin embargo, en esa
época, este innovador material encontraba mayor aplicación en la ejecución de puentes y redes
cloacales.
Al mismo tiempo, eran creados los primeros laboratorios tecnológicos de materiales
pertenecientes a las Escuelas de Ingeniería, que se convertirían en los responsables del desarrollo
de la nueva técnica y de la formación de sus especialistas.
99
A partir de este momento, con los
nuevos recursos técnicos, las oficinas especializadas están en condiciones de contribuir a la
ejecución de estructuras de hormigón armado más complejas.
100
En San Pablo, un ejemplo lo
constituye el edificio Guinle, de lineamientos Art Nouveau, proyectado por Pujol Jr. Este edificio
terminado en 1913, tiene 36 metros de altura entre sus ocho pisos y es considerado el “primer
rascacielos de la ciudad”, ya que en ese momento el promedio de altura no excedía los dos
niveles. Ese mismo año (1913) el Arquitecto uruguayo Leopoldo J. Tosi construye el edificio de la
cigarrería “La Paz”, con estructura totalmente de hormigón armado y fachada de hierro y vidrio.
cornisas. Se quedó con el puro juego de las proporciones.” ARTUCIO, Leopoldo, Montevideo y la
arquitectura moderna, Montevideo, Editorial Nuestra Tierra, 1969.
98
Citado en Antonio de Paula FREITAS, Construções em cimento armado, Revista dos cursos da Escola
Politécnica do Rio de Janeiro, n
o 1, 1904, pp. 190-2. Citado en Antonio de Paula FREITAS, Construções em
cimento armado, Revista dos cursos da Escola Politécnica do Rio de Janeiro, n
o 1, 1904, pp. 190-2.
99
Probablemente en Brasil, el primero de ellos fue la Oficina de Resistencia de Materiales de la Escuela
Politécnica de San Pablo, instalado en 1898 que tomo como antecedentes la experiencia de Ludwig von
Tetmajer, entonces director de las pruebas de laboratorio de la Universidad Politécnica de Zurich, y en un
principio fue dirigido por uno de sus discípulos Willy Fisher, PUJOL, Hipolyto G. JR, “Discurso do engenheiro
Pujol Jr, Engenharia”, n
o 17, enero.1944, pp. 188-190.
En 1907 la ciudad de Sao Paulo ya contaba con un Laboratorio de Resistencia de los Materiales similar al de
Viena, y un Laboratorio de Metalografía similar al de la Sorbona. LOSCHIAVO Maria C.,Escola Politécnica:
1894-1984, São Paulo, Universidade de São Paulo, 1985, pp. 310-311.
En 1927, la Oficina de Resistencia de Materiales de la Escuela Politécnica de San Pablo, se reorganizó y
pasó a llamarse Laboratorio de Ensayo de Materiales, (LEM) bajo la dirección de Ary Torres quien tuvo a su
cargo la responsabilidad de la adaptación de las normas europeas de dosificación del cemento y la creación
de las llamados “normas brasileñas”, como el ensayo a tracción desarrollado por Gilberto Molinari; Telemaco
van LANGENDONCK e Gilberto MOLINARI, Resistência do concreto a tração na flexão, Engenharia, n
o 43, mar.
1946, pp.p245-54.
En Río de Janeiro, desde comienzos del siglo funcionaba la Oficina de Ensayo de Materiales de la Escuela
Politécnica; a esta le siguió la Estación Experimental de Combustibles y Minerales, fundada en 1921, la que
daría origen en 1933 al Instituto Nacional de Tecnología (INT). CAVALCANTI, Antonio, 100 anos de
desenvolvimento da engenharia no Brasil, Río de Janeiro, COPPE, 1980, pp. 43-44.
Dentro de los ensayos que en él se desarrollan, destaca el de la resistencia a la tracción empleando probetas
cilíndricas llamadas “Braziliantest”, cuyo autor fue Fernando Luiz Lobo Carneiro. CARNEIRO, Fernando. “Une
nouvelle méthode pour la détermination de la résistence à la traction des bétons”, BULLETIN RILEM, no 13,
mar. 1953, pp. 103-108.
Otro importante centro de Estudios y formación profesional en Río fue el Instituto Brasileiro de Concreto
fundado por José Furtado Simasen 1930. SANTOS, Sydney, op. cit., p. 239.
En Uruguay, en el 18 de octubre de 1912 se crea el Instituto de Ensayo de Materiales de la Facultad de
Ingeniería de Montevideo. El será el encargado de realizar todas aquellas pruebas de resistencia
relacionadas al nuevo material.
100
BELL, Alured, The beautiful Rio de Janeiro, Londres, William Heinemann, 1914, pp. 23, 98-99,
ilustraciones en pp. 88 y 140.
36
Tres años después repite la experiencia en el conocido edificio de la Óptica Pablo Ferrando,
ubicado en la calle Sarandí en Montevideo, un singular edificio comercial, de seis pisos, que se
organiza en torno a un gran espacio central y un estricto eje de simetría axial. Su fachada
combina el estilo Art Nouveau en su versión Vienesa y un eclecticismo de filiación francesa.
101
Finalmente, el 12 de octubre 1928, se inaugura en Montevideo el Palacio Salvo, obra del
arquitecto italiano Mario Palanti (1885-1978). Ubicado sobre la avenida 18 de Julio frente a la
Plaza Independencia, se trata de un edificio destinado originalmente a hotel.
102
Este edificio de
27 pisos fue el más alto de América del Sur con estructura de hormigón armado.
En el mismo año, en Río de Janeiro, se concluyó la construcción del edificio sede del
periódico “A Noite”, proyectado por Joseph Gier y Elisiário Bahiana y calculado por Baumgart, que
sobrepasó por pocos centímetros el Edificio Palacio Salvo y que, sería superado al año siguiente
por el Edificio Martinelli, construido en San Pablo y proyectado por Christiano das Neves, que
contaba con 105,60m.
103
Esa altura sería superada recién en 1934 con la inauguración del Edificio
Kavanagh, en Buenos Aires, con 120 metros.
104
En cuanto a las obras de infraestructura, en el año 1907 el Ministerio de Obras Públicas
encarga al Ing. Victor Benavídez la construcción del que sería el primer puente enteramente de
hormigón armado en Uruguay. La construcción quedaría a cargo de la empresa de los ingenieros
Fabini-Monteverde. El mismo se encuentra sobre el Arroyo Sauce, en el límite entre los
departamentos de Colonia y Soriano.
105
En ese período, en ese momento ya había, tanto en
Brasil como en Uruguay, una amplia experiencia en la construcción de puentes utilizando
hormigón armado. En Uruguay, por ejemplo, desde la construcción del primer puente enteramente
en hormigón armado (1907) a la inauguración del “Puente Mauá” se habían construido ya en todo
el territorio más de 140 puentes de hormigón armado por la Dirección de Vialidad del Ministerio de
Obras Públicas. Simultáneamente, en Brasil, se estaban ejecutando proyectos como el viaducto
en Itaipú (1907), de Ximeno Villeroy
106
, un puente sobre el río Maracaná (1908), de Carlos
101
DOMINGO, Walter, Arquitectos del 900 Alfredo Jones Brown-Leopoldo Tosi, Editorial Dos Puntos, 1993,
Montevideo.
102
LOUSTAU, César J., Influencia de Italia en la Arquitectura Uruguaya, Montevideo, Talleres Gráficos
Barreiro, 1990. “[…] su singular silueta – denigrada por muchos, defendida por otros – se convirtió en un jalón
o punto de referencia y en símbolo identificatorio de nuestra urbe”. GAETA, Julio C., FOLLE, Eduardo, Guías
Elarqa de arquitectura - Centro, Editorial Dos Puntos, Montevideo, 1995.
103
VASCONCELOS, Augusto, op. cit. Apud: FICHER, Sylvia, Edificios “Altos no Brasil”, Artículo, 1993.
104
Existen muchos otros ejemplos de construcción de edificios emblemáticos en hormigón armado tanto en
Brasil como en Uruguay al inicio del siglo XX. Entre ellos destaca el Palacio Lapido, construido en Montevideo
en 1929, proyectado por los arquitectos Juan María Aubriot y Ricardo Valabrega, que se transformó en uno
de los símbolos de la modernidad en Montevideo; el Hospital de Clínicas “Dr. Manuel Quintela”, también en
Montevideo, construido en 1930 por el arquitecto Carlos A. Surraco, y el propio “Estadio Centenario”,
proyectado por Juan Antonio Scasso y J.H. Domato, también en 1930. Al año siguiente se inauguró en Río de
Janeiro la estatua del Cristo Redentor, enteramente en hormigón armado, implantada a 709 metros por
encima del nivel del mar, sobre el morro del Corcovado, y que se transformó en uno de los mayores símbolos
de la ciudad.
105
Datos del Libro del Ministerio de Obras Publicas de Benavides.
106
VILLEROY, Ximeno de, O viaducto Marechal Deodoro, Anuário da Escola Politécnica de São Paulo,
1907, pp. 3-25.
37
Euler
107
, y un puente sobre las riberas de los Muchachos (1910), de Guilherme Ernesto Winter
108
,
además de diversas otras, destacándose los puentes ferroviarios de la línea Mairinque - Santos,
construida entre 1927 y 1938, descripta como la “más bella aventura técnica que fue dada para
llevar a cabo a un ingeniero”
109
, lo que para entonces constituyó el mayor conjunto de obras de
arte ferroviario en hormigón armado del mundo.
110
En la mayor parte de estos proyectos, sin embargo, el cálculo de las estructuras en
hormigón armado era desarrollado en el exterior, en países como Francia y Alemania, o por
ingenieros extranjeros que ejercían en Brasil.
111
Pero en el caso del Puente Mauá, posiblemente
sus detalles incluyendo el cálculo estructural, hayan sido desarrollados por los propios ingenieros
que integraban la Comisión mixta (brasileños y uruguayos), ya que no se han encontrado registros
acerca del envío de los proyectos al exterior. Eso demuestra la importancia que la tecnología
estaba asumiendo en los dos países a partir de las experiencias anteriores.
Soares
112
también ofrece transcripciones de los informes de la Comisión donde se
mencionan pruebas y ensayos con tres, cinco y siete arcos, hasta llegar a la solución de nueve, de
acuerdo al diseño de Ahrons, efectivamente ejecutado. Asimismo, una publicación conmemorativa
del Centenario de Uruguay, de 1930, menciona:
El estudio del proyecto demando varios meses de labor intensa. Hubo que
proceder por tanteos y luego de minuciosos cálculos La Comisión Mixta dejó una
instancia de 276 metros entre estribo y estribo y los unió por 9 arcos de dos
tipos: 3 centrales de 30 metros de luz y los de los costados con 27 metros,
apoyasen 8 pilas.
113
En el momento de su construcción, el Puente Internacional Barón de Mauá fue la obra de
infraestructura de mayor porte construida en América del Sur y la primera obra de este tipo
construida entre dos países de la región, con el objetivo de acercarlos política y económicamente.
Por su porte, por el número de profesionales involucrados en su construcción y por las
especificidades técnicas, la obra representó un gran avance en el uso del material, contribuyendo
también a su difusión tanto en Brasil como en Uruguay, así como para el desarrollo técnico de los
107
GOMES, Sydney, A influência do concreto armado, in Rio de Janeiro em seus quatrocentos anos, Rio de
Janeiro, Record, 1965, p. 234.
108
WINTER, Guilherme, “Concreto armado em Socorro”, Revista Politécnica, n
o 31/3, maio/out. 1910, pp. 2528.
109
BARROS, Ferreira, “História das ferrovias paulistas”, Engenharia, n
o 203, out. 1959, p. 126.
110
Entre sus records mundiales están un viaducto con 78 m de largo y 30 m tablero y un puente de 95 m de
longitud.
111
Los estudios de Hennebique, tanto de Paris como de Rio, parecen haber sido muy solicitados hasta
mediados de la década de 1910. VASCONCELOS, Augusto, op. cit., p. 16.
112
SOARES, Eduardo, op. cit., p. 176.
113
COMISIÓN INTERNACIONAL URUGUAY - BRASIL – El puente sobre El Yaguarón – Caracterización de
fronteras – Lo hecho y lo por hacer.en: El libro del Centenario del Uruguay, Montevideo, Agencia Publicidad,
Capurro y Cìa, Imprenta Latina Ucar Blanco Hnos, 1925. p. 1002.
38
profesionales sudamericanos, que comenzaban a independizarse de las grandes empresas
extranjeras.
Al proyecto inicial de Ahrons, se añadieron las torres de aduana a ambos lados de la
frontera. Estas torres, según Quinto Bonomi, ingeniero responsable del proyecto ejecutivo,
adoptarían líneas sobrias, armonizadas con el resto de la obra.
114
Sin embargo, en toda la obra
subyace una preocupación estética, y al mismo tiempo, una búsqueda por transmitir liviandad y
sobriedad. A pesar de la escasa experiencia en el cálculo de estructuras de hormigón armado de
gran porte, el proyecto del Puente Mauá revela un refinamiento constructivo y un dominio técnico
que posibilitó que fuesen proyectados arcos de descarga de grandes dimensiones y de espesor
variable, adecuándose los esfuerzos de cada tramo de la estructura a la economía del material.
El efecto del puente en el paisaje puede ser definido como de total integración. Su
linealidad, porte, colores, todo se adecua al paisaje pampeano de la región, sin competir con él. La
arquitectura de las aduanas combina el llamado “eclecticismo de frontera”, que incluye influencias
tanto platenses como brasileñas, y fue ampliamente utilizado en toda la región
115
. Al mismo
tiempo, la elección de la técnica demuestra una preocupación por introducir en la faja fronteriza,
(al principio tan alejada de los grandes centros como San Pablo, Río de Janeiro o Montevideo), la
más moderna tecnología que existía en los ambos países en aquella época.
El resultado fue un puente que no sólo vincula físicamente los dos lados de la frontera,
sino que integra dos culturas que nacieron y se desarrollaron juntas, dos ciudades fronterizas que
se complementan a pesar de pertenecer a países distintos.
3.3. El Puente hoy
El 23 de marzo de 1999 se prohibió la circulación de trenes ferroviarios sobre el Puente
Mauá, tras la constatación de la existencia de fisuras en su estructura, manteniéndose el tránsito
de automóviles y camiones.
El 21 de octubre de 2000, se firmó un acuerdo entre Brasil y Uruguay en el cual se
estableció la construcción de un segundo puente sobre el Río Yaguarón, en las proximidades de
las ciudades de Yaguarón y Río Branco y, como contrapartida, la restauración del Puente
Internacional Barón de Mauá.
La propuesta resulta del gran flujo de vehículos de carga que cruzan el puente Mauá a
diario (hasta 300 camiones, en ambos sentidos), sobrecargando su estructura y causando
embotellamientos. El nuevo puente concentrará ese volumen de cargas, y el Puente Internacional
Barón de Mauá será, entonces, destinado únicamente al tránsito de vehículos livianos.
116
114
BONOMI, Quinto, op. cit. p. 567.
115
SANTOS, Carlos A. Ecletismo na Fronteira Meridional do Brasil, Tesis (Doctorado en Conservación y
Restauración), Universidade Federal da Bahia, 2007.
116
Noticia del Diário Popular, disponible en: ,
acesso em 28 Abr. 2009
39
El artículo primero de este acuerdo establece que:
1. Las Partes se comprometen a continuar, por intermedio de sus respectivas
autoridades competentes, las acciones referentes a la construcción de un
segundo puente internacional carretero sobre el Río Yaguarón, incluyendo la
infraestructura complementaria necesaria y sus accesos, situado en las
proximidades de las ciudades de Yaguarón, en Brasil, y de Río Branco, en
Uruguay.
2. Concomitantemente, las Partes se comprometen a examinar las cuestiones
pertinentes al Puente Barón de Mauá, el actual vínculo viario entre las dos
ciudades fronterizas citadas, cuya recuperación estará vinculada a la concesión
de la obra pública relativa al segundo puente mencionado anteriormente.
117
.
3. Se comprometen, igualmente, a examinar la posibilidad de establecer un
sistema integrado de paso de frontera, permaneciendo el actual Puente Barón de
Mauá reservado al tránsito de vehículos livianos.
La construcción del nuevo puente forma parte del proyecto de integración ente los gobiernos
de Brasil y Uruguay. La propuesta consiste en que el 50% de su costo se divido entre los dos
gobiernos, y un 50% se ejecute con el sector privado, estimando su costo final en 14 millones de
dólares.
117
El numeral 2 no aparece en la Legislación uruguaya. Disponible en
http://sip.parlamento.gub.uy/htmlstat/pl/acuerdos/acue18228.htm
40
4 INSTRUMENTOS DE PROTECCIÓN
4.1. Uruguay: Marco legal
El ordenamiento jurídico del Uruguay, desde la Constitución de la República
118
y a través
de un conjunto de Leyes, Decretos, Resoluciones y Decretos Departamentales, ha conformado a
lo largo del tiempo un amplio marco legal de protección del patrimonio cultural nacional.
La normativa vigente - Ley No. 14.040 del 14 de setiembre de 1971 y Decreto
Reglamentario 536/972 del 1º de agosto de 1972, con sus modificaciones - establece la
organización institucional, los recursos financieros y los cometidos de la institucionalidad creada:
Comisión del Patrimonio Histórico, Artístico y Cultural de la Nación, actual Comisión del Patrimonio
Cultural de la Nación.
119
Los cometidos de la misma, quedan establecidos en el artículo 2º de la Ley:
Asesorar al Poder Ejecutivo en el señalamiento de los bienes a declararse
Monumentos Históricos; velar por la conservación de los mismos, y su adecuada
promoción en el país y en el exterior; proponer la adquisición de la
documentación manuscrita e impresa relacionada con la historia del país que se
halle en poder de particulares, las obras raras de la bibliografía uruguaya, las de
carácter artístico, arqueológico e histórico que por su significación deban ser
consideradas bienes culturales que integran el patrimonio nacional; proponer el
plan para realizar y publicar el inventario del patrimonio histórico, artístico y
cultural de la nación; y cuando lo considere conveniente, la Comisión propondrá
modificar el destino de los bienes culturales que integran el acervo de los
organismos oficiales en ella representados.
La figura de Monumento Histórico Nacional se aplica a los bienes culturales materiales y
supone un proceso de protocolización que finaliza con la Declaratoria de Monumento Histórico
Nacional, a través de un Decreto del Poder Ejecutivo y su correspondiente publicación en el Diario
Oficial.
El Puente Internacional Barón de Mauá, fue declarado Monumento Histórico Nacional por
Resolución del Poder Ejecutivo Nº 929/1977, de 25 de junio de 1977, publicada en el Diario Oficial
Nº 20.043, de fecha 7 de Julio de 1977.
118
Artículo nº 34 “Toda riqueza artística o histórica del país que, sea quien fuere su dueño, constituye un
tesoro cultural de la Nación, estará bajo salvaguardia del Estado y la ley establecerá lo que estime oportuno
para su defensa”.
119
Por Decreto 273/97 se modificó el nombre de Comisión del Patrimonio Histórico, Artístico y Cultural de la
Nación, que pasó a denominarse “Comisión del Patrimonio Cultural de la Nación”.
41
4.2. Brasil: Marco legal
A través del Decreto-Ley nº 25, del 30 de noviembre de 1937, fue organizada la estructura
de protección del patrimonio cultural brasileño, a través de la creación de 4 (cuatro) Livros do
Tombo en los cuales son inscriptos los bienes muebles e inmuebles que forman parte del
patrimonio histórico y artístico nacional, cuya preservación es de interés público. Ese mismo
Decreto-Ley instituye que las cosas declaradas (o sea, inscriptas en cualquiera de los Livros do
Tombo) están sujetas a permanente vigilancia por el Instituto de Patrimonio Histórico y Artístico
Nacional –IPHAN- y no podrán ser destruidas o mutiladas, so pena de multa y reparación del
daño. También queda instituido que deberán ser sometidos previamente al IPHAN todos los
proyectos y propuestas de intervención sobre los bienes declarados, tales como pintura,
manutención, restauración, etc.
El procedimiento para la inscripción en los Livros do Tombo instituidos por el Decreto-Ley
nº 25/1937 son actualmente reglamentadas por la Portaria IPHAN nº 11, del 11 de setiembre de
1986, y los procedimientos para la fiscalización de los bienes declarados, así como para el análisis
y la aprobación de proyectos, están reglamentados respectivamente por las Portarias IPHAN nº
187 y 420, ambas de 2010.
De acuerdo a lo establecido en la Portaria IPHAN nº 11/1986, el Puente Internacional
Barón de Mauá fue declarado por el IPHAN a través del Processo de Tombamento nº 1.571-T-09,
siendo inscripta el 20 de setiembre de 2012 en el Livro do Tombo Histórico (volumen 03, hojas 4143, inscripción 607), Livro do Tombo Arqueológico Etnográfico e Paisagístico (volumen 02, hoias
72-73, inscripción 157) e Livro do Tombo das Artes Aplicadas (volumen 01, hojas 02-05,
inscripción 005).
42
5 JUSTIFICACIÓN DE LA CANDIDATURA
La actual etapa histórica de los pueblos de América Latina y el Caribe se signan por la
firme intención de la mayoría de sus gobiernos en lograr cooperación e integración política,
económica y cultural, como pocas veces antes se ha visto en la historia particular de cada uno de
los países de esta parte del globo.
La Integración ha sido un horizonte forjado en años de construcción democrática en donde
la voluntad de esa mayoría espera florecer. Hoy tenemos la posibilidad de acercar en la
cotidianidad de nuestro trabajo esos pedazos de utopía. El momento en que vivimos indica que no
hay más esperas: venimos desencadenando un trabajo de distribución más equitativa de las
riquezas nacionales, en donde las poblaciones logran cada vez más las condiciones básicas que
garantizan su existencia y dignidad. El patrimonio cultural constituye parte de esa visión,
comprendiendo la cultura en su capacidad integradora para promover desarrollo sostenible.
Esa valoración del ser humano se encuentra diariamente en las políticas sociales de
nuestros países, en las estrategias para lograr la equidad, para el acceso a los bienes materiales
y a los bienes de la cultura, en las estrategias para entender mejor el destino humano: el
individual, el grupal, el comunitario, el colectivo.
En la trayectoria actual del MERCOSUR Cultural, la propuesta de Brasil y Uruguay de
trabajar por una nominación común de Patrimonio Cultural del MERCOSUR sólo tiene sentido si la
vemos como un hito en un largo camino de conjunción de voluntades que quieren mejorar las
condiciones de vida de las poblaciones. En ese sentido, el reconocimiento del Puente
Internacional Barón de Mauá como Patrimonio Cultural del MERCOSUR, además de promover el
sentimiento de identidad común, reconoce y valoriza un elemento representativo del esfuerzo de
integración y comunicación entre los países, pretendiendo con eso fortalecer, ampliar y
democratizar el acceso a los bienes culturales en la región.
Así, los bienes patrimoniales del MERCOSUR Cultural deberán ser aquellos bienes que
tiendan a la integración de los pueblos, que reconozcan los procesos de inclusión social, que
sirvan de ejemplo para el pensamiento y para la acción en la región y que logren ser observados
con admiración, instalándose en el imaginario construible de nuestros países.
Hoy, en este contexto de voluntad de unión, expresamos en esa iniciativa la necesidad de
establecer un “puente”, que funcione como el catalizador de la voluntad de procurar un destino
común y unir los pueblos.
El Puente Internacional Barón de Mauá, una construcción, un artefacto que junta dos
orillas de un río y dos países, se propone como Patrimonio Cultural del MERCOSUR. Puente
construido mediante esfuerzos de unión entre dos países de la región, que, en el pasado, fue el
pago de una deuda de guerra, y que simboliza hoy un activo de paz, de unión y de promoción
43
hacia la integración regional. Un puente que manifiesta valores asociados a procesos históricos en
la región que han favorecido la comunicación entre partes, entre sociedades que ahora se acercan
cada vez más, y que ha facilitado el proceso de interacción entre los dos países, más allá de sus
fronteras. Un eslabón que ha permitido unir territorios que a lo largo de su historia han vivido y
presenciado experiencias que se hallan registradas en la memoria de sus pueblos.
Como elemento físico, une materialmente naciones. Como elemento simbólico, evoca el
sentido de contacto, de conexión y de diálogo. Además, posee un gran potencial para intensificar
y densificar el intercambio regional. Patrimonio Cultural de Brasil y de Uruguay que se desea de
todo el MERCOSUR. Bien cultural que contribuye para el reconocimiento y valorización de la
identidad cultural regional, por ayudar en la comprensión de procesos históricos que conllevaron a
la negociación, concertación y determinación hacia su construcción.
El puente Internacional Barón de Mauá responde a todo ello, un testimonio del pasado en
el presente y con gran potencial de futuro hacia la integración regional.
44
6 PROPUESTA DE GESTIÓN
6.1. Delimitación del polígono de actuación
La propuesta de polígono presentada, parte del reconocimiento de un espacio regional
transfronterizo, caracterizado por una intensa dinámica y una profunda interdependencia
económica, social y cultural, generadora de múltiples relaciones entre las poblaciones residentes
de un lado y otro del límite político jurisdiccional (movimientos laborales, relaciones de parentesco,
referencias culturales, entre otras). A efectos prácticos, con el objetivo de facilitar su presentación,
la delimitación del polígono correspondiente al territorio uruguayo se desarrolla en 1.4.1 y la
correspondiente al territorio brasileño se presenta en 1.4.2.
En el ANEXO 3, Mapa Nº 2 - Delimitación del polígono de actuación, se ilustra la
delimitación que se presenta a continuación.
6.1.1. Poligonal de entorno en el territorio uruguayo
La poligonal de entorno en el territorio uruguayo tiene inicio en el punto E_01 situado en el eje del
Puente Internacional Barón de Mauá, coincidiendo con el punto homólogo brasileño.
Desde este punto, recorriendo el talweg del Rio Yaguarón en dirección sureste hasta la
intersección con la prolongación (en dirección noreste) del eje de la Calle Juan Antonio Guindín,
se define el punto E_02u.
Desde este punto, siguiendo en sentido suroeste por la prolongación del eje de la Calle
anteriormente mencionada hasta el encuentro con el eje de la Calle Camino de La Corsaria, se
define el punto E_03u.
Desde este punto, siguiendo por el eje de la Calle Camino La corsaria en dirección noroeste hasta
su intersección con el eje de la Calle Virrey Arredondo, se define el punto E_04u.
Desde este punto, siguiendo en dirección suroeste por el eje de la Calle Virrey Arredondo hasta su
intersección con la Calle Dionisio Coronel, se define el punto E_05u.
Desde este punto, siguiendo el límite este de la servidumbre de la vía férrea en sentido sur y
suroeste hasta su intersección con el eje de la Calle Joaquín de Paz, se define el punto E_06u.
Desde este punto, siguiendo por el eje de la Calle Joaquín de Paz en sentido sureste hasta su
intersección con el eje de la Calle De los Saladeros (Ángel Muníz), se define el punto E_07u.
Desde este punto, siguiendo en dirección sur oeste por el eje de la Calle De los Saladeros hasta
su intersección con el eje de la Calle INE 121, se define el punto E_08u.
45
Desde este punto, siguiendo en dirección noroeste por el eje de la Calle INE 121 hasta su
intersección con el límite sureste del área de servidumbre de las vías férreas, se define el punto
E_09u.
Desde este punto, siguiendo en dirección sur por el límite sureste del área de servidumbre de las
vías hasta la prolongación de la Calle INE 113, se define el punto E_10u.
Desde este punto, siguiendo en dirección sur por el límite sureste del área de servidumbre de las
vías corriendo junto a la prolongación de la Ccalle INE 113 hasta el eje de la Calle De los
Saladeros (Angel Muníz), se define el punto E_11u.
Desde este punto, siguiendo el eje de la Calle De los Saladeros en sentido sur oeste hasta su
intersección con el eje de la calle Carretera al Lago Merín, se define el punto E_12u.
Desde este punto, siguiendo el eje de la calle Carretera al Lago Merín en sentido noroeste hasta
su intersección con el eje de la Calle Francisco García, se define el punto E_13u.
Desde este punto, siguiendo el eje de la Calle Francisco García en dirección noreste hasta su
intersección con el eje de la Calle Gral. Omar Porciúncula, se define el punto E-14u.
Desde este punto, siguiendo el limite oeste de la servidumbre de las vías férreas en dirección
norte hasta la intersección con el eje de la Calle Dionisio Coronel, se define el punto E_15u.
Desde este punto, siguiendo el eje de la Calle Dionisio Coronel en dirección noroeste, hasta su
intersección con el eje de la Calle Andrés Pérez Vila, se define el punto E_16u.
Desde este punto, siguiendo el eje de la Calle Andrés Pérez Vila en dirección noreste hasta la
intersección con el eje de la Calle Juanita Arismendi de Imicoz, se define el punto E_17u.
Desde este punto, siguiendo por el eje de la Calle Juanita Arismendi de Imicoz en dirección
noroeste hasta la intersección con el talweg del Río Yaguarón, se define el punto E_18u.
Desde este punto, siguiendo el talweg del Río Yaguarón en dirección nor- noreste hasta unirse
con el punto E_01u ubicado en el punto medio del Puente Internacional Barón de Mauá se cierra
el polígono de su entorno, en el territorio Uruguayo.
6.1.2. Poligonal de entorno en el territorio brasilero
En el territorio brasileño el polígono tiene inicio en el punto E-01, situado en el eje del Puente
Internacional Barón de Mauá, coincidiendo con el punto homólogo uruguayo.
Desde este punto, siguiendo en sentido sudoeste por el talweg del Río Yaguarón, hasta encontrar
la prolongación del eje de la Calle Rosalino R. De Souza, se define el punto E-02b.
Desde este punto sigue en sentido noroeste por la prolongación del eje de la Calle Rosalino R. de
Souza, continuando por su eje, hasta el cruce con el eje de la Calle Andrade Neves, se define el
punto E-03b.
46
Desde este punto, siguiendo en sentido nordeste por el eje de la Calle Andrade Neves hasta
encontrar el eje de la Calle Julio de Castilhos, se define el punto E-04b.
Desde este punto, siguiendo en sentido sudeste, por el eje de la Calle Julio de Castilhos hasta
encontrar el eje de la Calle General Marques, se define el punto E-05b.
Desde este punto, siguiendo en sentido noreste por el eje de la Calle General Marques hasta
encontrar el eje de la Calle Federico Hache, se define el punto E-06b.
Desde este punto, siguiendo en sentido sureste por el eje de la Calle Federico Hache hasta
encontrar el eje de la Avenida 20 de setiembre, se define el punto E-07b.
Desde este punto, siguiendo en sentido sudeste por la prolongación del eje de la Calle Federico
Hache hasta encontrar el talweg del Río Yaguarón, se define el punto E-08b.
Desde este punto, siguiendo en sentido oeste por el talweg del Río Yaguarón hasta encontrar el
eje del Puente Internacional Barón de Mauá, en el punto E-01, se cierra así el polígono.
6.2. Caracterización del polígono de actuación
El Puente Internacional Barón de Mauá se encuentra inserto en el paisaje urbano de
Yaguarón, en Brasil y de Río Branco, en Uruguay. La delimitación de una poligonal de actuación
se fundamenta en la necesidad de aplicar una estrategia territorial que trascienda la escala o
límites del bien y que contemple una mirada territorial integral, considerándolo en toda su
dimensión, expresión y contexto.
En consecuencia, el área de amortiguación o zona buffer definida, pretende preservar las
características directamente relacionadas a los valores atribuidos al bien, así como garantizar la
calidad de un espacio adecuado para el bien cultural a candidatear, resguardando su entorno y
asegurando la conservación de las condiciones culturales, ambientales y paisajísticas que hacen a
su interpretación, contemplación y utilización.
Sustentado en estas premisas, el polígono definido comprende los siguientes
componentes o unidades territoriales:
6.2.1. Puente Internacional Barón de Mauá
Se encuentra definido por las siguientes unidades: acceso brasileño; puente propiamente
dicho con sus aduanas; rampa de acceso principal y secundario en lado uruguayo; área de
encuentro entre ambas rampas. En tanto bien cultural binacional, ha contribuido a reforzar los
lazos existentes en la región, profundizando la integración de ambas ciudades a nivel poblacional,
económico, social, y cultural.
47
6.2.2. Polígono de entorno
6.2.2.1. En relación con el territorio uruguayo:
 Tejido urbano y preexistencias edilicias del primer asentamiento poblacional.
Esta unidad territorial caracterizada por la presencia de algunas piezas
edilicias de gran valor histórico y testimonial, se ha visto fuertemente afectada por
los cambios de usos destinados mayoritariamente a las grandes superficies
comerciales. A pesar de ello se destacan algunos ejemplares con fuertes
referencias de la arquitectura luso- brasileña, de la arquitectura ecléctica de fines
de siglo XIX y de la arquitectura vernácula. La coexistencia de estas edificaciones
dentro del tejido urbano pone de manifiesto la trayectoria del sitio a través del
tiempo, como testimonios del antiguo centro poblacional “Guardia de Arredondo”,
pasando por lo que luego se conoce como Pueblo Arredondo y posteriormente
Pueblo Artigas, para finalmente quedar integrada al desarrollo urbano de la Ciudad
de Río Branco. Dentro de estas piezas se destaca la Antigua Aduana, en la
cabecera del puente.
 Faja Costera
La faja costera de la margen suroeste (borde costero urbanizado), participa de la
dinámica comercial descripta en la unidad anterior (Tejido urbano y preexistencias
edilicias del primer asentamiento poblacional), siendo también utilizada con fines
recreativos, a pesar de su escaso equipamiento. Presenta un significativo
potencial en razón de su implantación y cualidades ambientales, destacándose las
visuales al Río, al Puente y al paisaje costero asociado a la margen brasileña.
 Ecosistema de humedales
Caracterizada por la presencia de bañados asociados a las márgenes del Río
Yaguarón, el área natural mayoritariamente inundable, contiene diversos hábitats,
sustento de la biodiversidad del sitio. La misma posee gran valor e interés a nivel
paisajístico y ambiental, asociado a la creación de oportunidades recreativas y
educativas y de investigación científica.
 Traza ferroviaria
La inclusión de este componente se justifica al considerar el papel desempeñado
por el sistema ferroviario binacional y a sus vías férreas como “estructuradoras del
territorio fronterizo”
120
, en tanto facilitadoras del tránsito de la producción ganadera
(principal actividad económica de la región) hacia los puertos de Rio Grande y
Montevideo, así como de la circulación de bienes y personas. El sistema
120
SCHELOTTO, Salvador, PIPERNO, Adriana, “Plan de Ordenamiento Territorial de la Ciudad de Río
Branco”, en: IV Coloquio Sobre Transformaciones Territoriales, Sociedad, Territorio y Sustentabilidad. Desde
las perspectivas del Desarrollo Regional y Local, s/d.
48
ferroviario comprende la estructura viaria, incluyendo vías férreas y servidumbre;
así como el área destinada a la playa de maniobras, integrada por los talleres, las
piezas específicas para su funcionamiento
121
y la Estación Ferroviaria de Río
Branco, conformando un conjunto de altísima significación simbólica y testimonial,
que se convirte en un eje clave en intima relación con el puente.
En este sentido, se debe considerar que la articulación ferroviaria entre Brasil y
Uruguay a través de un puente estaba prevista en el “Tratado da Dívida” de 1918 y
que a excepción de la segunda rampa en el lado uruguayo, aún se conservan las
vías férreas en toda su extensión.
6.2.2.2. En relación con el territorio brasileño
 Trama urbana y centro histórico de Yaguarón
Corresponde a parte del Centro Histórico de Yaguarón donde se inserta el puente, que
también cuenta con protección como patrimonio cultural brasileño. Allí están insertos otros bienes
de interés patrimonial a preservar, como el Mercado, además del propio caserío que compone el
Centro Histórico, donde predominan edificios bajos, destacándose los remanentes de la
arquitectura luso-brasileña, eclecticismo y arquitectura vernácula, construidos en la alineación
predial, bien conservados e íntegros.
 Faja Costera y área de interés ambiental
Se caracteriza por el tramo costero del Río Yaguarón y áreas inundables a lo largo de sus
márgenes, consideradas de preservación ambiental. Presenta un potencial significativo en virtud
de sus relaciones paisajísticas con el río y sus dos márgenes, incluyéndose la contemplación del
puente. Como en el lado uruguayo, reúne hábitats que conservan la biodiversidad del sitio,
presentando gran valor e interés paisajístico, asociado a la creación de oportunidades recreativas,
educativas y de investigación científica.
El “ANEXO 3 - Mapa Nº 3 - Caracterización del polígono de actuación” ilustra las
componentes o unidades territoriales aquí descriptas.
121
Entre ellos: traviesas o durmientes, dispositivos de señales, aparatos de vía (desvíos y agujas fijas,
corazones y móviles con sus espadines, travesías, rotatoria, entre otros).
49
6.3. Directrices de Gestión
En cumplimiento con el Artículo 7 del Reglamento para el Reconocimiento del Patrimonio
Cultural del MERCOSUR, el Estado brasileño y el Estado uruguayo se comprometen a impulsar el
bien cultural como un instrumento de unión, integración y desarrollo regional a través de, entre
otras acciones, la asignación de recursos para su preservación y puesta en valor.
Para ello, se establecen directrices generales y específicas:
6.3.1. Directrices generales:
1. Conformación de una Comisión Binacional para la toma de decisiones en torno a la
gestión del bien.
2. Implementación de un Plan de Gestión del bien cultural y del área afectada al polígono de
actuación, en concordancia con los Planes Locales de Ordenamiento Territorial
desarrollados en las ciudades de Río Branco y Yaguarón, incluyendo:
2.1. Acciones para la conservación física del bien;
2.2. Acciones para la calificación espacial del entorno, en concordancia con el
bien y su calidad paisajística;
2.3. Acciones para la identificación y salvaguardia de sus valores inmateriales;
2.4. Acciones de profundización en la investigación histórica, sociocultural;
arquitectónica; arqueológica; ambiental; artística; entre otras;
2.5. Acciones de sensibilización y educación en torno al bien, apuntando a su
puesta en valor, reconocimiento y resignificación;
2.6. Acciones de promoción del bien, integrándolo a las políticas de desarrollo
territorial;
2.7. Acciones para garantizar la participación ciudadana en la gestión del bien.
3. Compromiso de recursos propios y/u obtención de otras vías de financiamiento para
garantizar la protección del bien.
6.3.2. Directrices específicas:
Considerando las actuales dinámicas socioeconómicas del territorio, así como sus
impactos sobre el área comprometida –en particular el creciente comercio de frontera y la
inminente construcción de un nuevo puente entre las ciudades de Río Branco y Yaguarón-, se
entiende necesario establecer medidas inmediatas de control, cautela y calificación que aseguren
la amortiguación y mitigación de posibles impactos.
Los países se comprometen a considerar estas medidas en sus políticas públicas, siendo
también incorporadas en el Plan de Gestión del bien y polígono de actuación, una vez éste sea
aprobado.
50
1. Preservación ambiental
1.1. Preservación de ecosistemas presentes en ambas márgenes del Río
Yaguarón, respetando su dinámica natural;
1.2. Implementación de un sistema de gestión de residuos, con el fin de revertir la
situación de degradación y contaminación actual.
2. Recalificación urbana
2.1. Recalificación de espacios públicos a través de la ejecución de proyectos
integrales de parquización, mobiliario y equipamiento urbano, acondicionamiento
vegetal, alumbrado público y señalética, asegurando condiciones adecuadas de
accesibilidad y priorizando el uso peatonal;
2.2. Creación de espacios de contemplación, especialmente en las márgenes del
río;
2.3. Reordenamiento de las áreas de estacionamiento, acceso y circulación
vehicular.
3. Condiciones de ocupación
3.1. Regulación de la ocupación del suelo en el polígono de actuación,
desestimulando la obstrucción de las visuales y la descalificación del paisaje, a
través de:
 control sobre la altura máxima de las edificaciones
 factor de ocupación del suelo y factor de ocupación total
 definición de áreas de expansión del comercio de frontera
 restricción a la ocupación en las márgenes, especialmente en áreas
inundables
3.2. Regulación normativa de la cartelería publicitaria y marquesinas.
4. Participación ciudadana
4.1. Generación de instancias de participación y comunicación con el fin de
socializar los alcances y efectos de la figura Patrimonio Cultural del MERCOSUR
– PCM, involucrando a las sociedades locales de Yaguarón y Río Branco.
4.2. Inicio de una línea de diagnóstico sociocultural, destacando la dinámica de
atribución de valor al bien cultural y su entorno (polígono de actuación), a efectos
de contribuir a la elaboración del Plan de Gestión y manejo del sitio.
4.3. Impulso de acciones de educación y sensibilización, en coordinación con
instituciones y actores locales.
51
5. Medidas complementarias
5.1. Implementación de acciones de identificación, promoción y valorización de los
bienes de interés cultural incluidos en el polígono de actuación o en su área de
influencia en ambas márgenes, tales como: Aduana; Estaciones Ferroviarias;
Mercado; “Enfermería Militar” (Centro de Interpretación del Pampa), pueblo de
San Servando, entre otros.
5.2. Implementación de acciones de estímulo y asistencia técnica para el
desarrollo y/o revisión de los Planes Locales de Ordenamiento Territorial,
vinculándolos al Plan de Gestión y Manejo del Puente Internacional de Maúa en el
marco del polígono de actuación definido.
52
7 FUENTES Y REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS
FUENTES
Anales Históricos de Montevideo, Tomo II, Consejo Departamental de Montevideo, Museo y
Archivo Histórico Municipal, 1958.
Libro del Ministerio de Obras Publicas de Benavides.
PLANOS
Plano Topográfico del Pueblo de Arredondo y de la Villa de Artigas, Joaquín R. Travieso
noviembre 1854, en: Historia medida de un rico patrimonio, Montevideo, MTOP- Dirección
Nacional de Topografía, 2010.
ACTAS
Asunción/Paraguai: IV Reunión de la Comisión de Patrimonio Cultural del MERCOSUR Cultural2011.
Montevideo/Uruguai: V Reunión de la Comisión de Patrimonio Cultural del MERCOSUR Cultural2011.
Córdoba/Argentina: VI Reunión de la V Reunión de la Comisión de Patrimonio Cultural del
MERCOSUR Cultural- 2012
PRENSA
Diario El País, Montevideo, Uruguay.
Diario Popular, Pelotas, Brasil.
BIBLIOGRAFÍA
AAVV, “100 Años de Ingeniería Construyendo el Uruguay”, Asociación de Ingenieros del Uruguay,
2005.
AICARDI, Jorge, Río Branco un enfoque histórico y su realidad actual de cara al año 2000,
Impresora del ejército, 1992.
ÁLVAREZ, Ricardo, “El conventillo de Lafone”, Documento 3, Instituto de Historia de La
Arquitectura- Facultad de Arquitectura, UDELAR, 1977.
ARENAS, Nicolás, “El barón de Mauá: entre el diseño del personaje y la construcción del mito” en
Rev. Esc. Hist., Salta, v. 9, n. 1, jun. 2010. Disponible en
.
ARTUCIO, Leopoldo, Montevideo y la arquitectura moderna, Montevideo, Editorial Nuestra Tierra,
1969.
BARACCHINI, Hugo, Historia de las comunicaciones en el Uruguay, Facultad de ArquitecturaInstituto de Historia de la Arquitectura, Montevideo, UDELAR, 1978.
BARRÁN, José P., Apogeo y crisis del Uruguay pastoril y caudillesco. 1839-1875, Montevideo,
EBO, 1975.
BARROS, Ferreira, “História das ferrovias paulistas”, Engenharia, n
o 203, out. 1959.
BELL, Alured, The beautiful Rio de Janeiro, Londres, William Heinemann, 1914.
53
BONOMI, Quinto, “Puente Internacional Mauá sobre el Río Yaguarón”, en: Revista de Ingeniería,
Asociación Politécnica del Uruguay. Año 1930, Tomo XXIV.
BORUCKI, Alex, CHAGAS, Karla, STALLA, Natalia (2004), Esclavitud y Trabajo, Un estudio sobre
los afrodescendientes en la frontera uruguaya. (1835-1855), Montevideo, Pulmón Ediciones,
2004.
CAETANO, Gerardo (dir.), Los uruguayos del centenario, Nación, ciudadanía, religión y educación
(1910-1930), Montevideo, Taurus, 2000.
CAETANO, Gerardo, RILLA, José, Historia Contemporánea del Uruguay, Montevideo, Fin de
Siglo-CLAEH, 1994.
CARDOZO, Fernando, H. Capitalismo e escravidão no Brasil meridional. Rio de Janeiro: Paz e
Terra, 1977.
CARNEIRO, Fernando,, “Une nouvelle méthode pour la détermination de la résistence à la traction
des bétons”, BULLETIN RILEM, nº 13, mar. 1953.
CASTELLANOS, Alfredo, La Cisplatina, la Independencia y la República caudillesca, 1820-1838,
Montevideo, EBO, 1998.
CASTELLO, Emilio Peláez. Una medalla... una historia – Un puente por una deuda. In: Guanin,
Ano II, nº 10. Montevideo, setiembre de 2011.
CAVALCANTI, Antonio 100 anos de desenvolvimento da engenharia no Brasil, Río de Janeiro,
COPPE, 1980.
CHAMBRE SYNDICALE DES CONSTRUCTEURS EN CIMENT ARMÉ DE FRANCE & DE
L’UNION FRANÇAISE. Cent ans de béton armé: 1849-1949. Paris: Editions Science et
Industrie, 1949.
CLEMENTE, Isabel, “La región de frontera Uruguay-Brasil y la relación binacional: pasado y
perspectivas”, Revista Uruguaya de Ciencia Política - Vol. 19 N°1 - ICP – Montevideo, 2008.
COELHO, Everton, “Brasil e Uruguai: uma dívida que virou ponte”, Revista da
Graduação, Vol. 1, No 2, 2008.
COMISIÓN INTERNACIONAL URUGUAY–BRASIL, “El Puente sobre el Yaguarón–
Caracterización de fronteras. Lo hecho y lo por hacer”, en: El Libro del Centenario del
Uruguay, Montevideo, Agencia Publicidad, Capurro y Cìa, Imprenta Latina Ucar Blanco
Hnos., 1925.
COPETTI, Mario, “Bonomi Quinto”, en: Nuestros Ingenieros, Publicación de la Asociación de
Ingenieros del Uruguay, Montevideo, julio de 1949.
CHAGAS, Karla, STALLA, Natalia, Recuperando la memoria afrodescendientes en la frontera
uruguayo-brasileña a mediados del siglo XIX, Montevideo, FC-MEC, 2009.
CHEBATAROFF, Jorge, Relieve y Costas, Colección Nuestra Tierra, 1969.
Diário Popular. Disponível em: .
Acesso em 28 Abr. 2009.
DOMINGO, Walter, “Arquitectos del 900 Alfredo Jones Brown-Leopoldo Tosi”, Editorial Dos
Puntos, 1993, Montevideo.
DOMINGUEZ, Carlos M., El norte profundo. Un viaje por Tacuarembó, Artigas, Rivera y Cerro
Largo, Montevideo, EBO, 2004.
FAUSTO, Boris, História concisa do Brasil, Edusp, São Paulo, 2006.
FICHER, Sylvia, “Edifícios Altos no Brasil”. Artigo, 1993.
FIGUEREDO, Marcello, Haciendo casas. Crónica de La construcción privada en el Uruguay,
Montevideo, Editorial Pascale, 1999.
FINGER, Anna. O patrimônio Cultural de Jaguarão – RS e a definição das fronteiras meridionais
do Brasil. Artigo, 2010.
54
FREGA, Ana (coord.), Historia Regional e independencia del Uruguay. Proceso histórico y revisión
crítica de sus relatos, Montevideo, EBO, 2009.
FREGA, Ana, "La constitución de la Banda Oriental como provincia. Apuntes para su estudio
desde un enfoque local" en: Historia y docencia, Año1, Nº1 Montevideo APHU, 1994.
FREITAS, Antonio de Paula. Construções em cimento armado. Revista dos cursos da Escola
Politécnica do Rio de Janeiro, n
o 1, 1904.
GAETA, Julio C., FOLLE, Eduardo, Guías Elarqa de arquitectura-Centro, Editorial Dos Puntos,
Montevideo, 1995.
GANNELLO, Víctor, Historia de Cerro Largo, Instituto de Estudios Genealógicos del Uruguay
(1791-1801), Montevideo, 2002.
GIURIA, Juan. Desde La época del cuero hasta la del hormigón armado. Montevideo: Universidad
de La República, 1976.
INSTITUTO BRASILEIRO DE GEOGRAFIA E ESTATÍSTICA. Infográficos Cidades – Jaguarão
RS. Brasil. Disponível em:
. Acesso em 25 out.
2012.
INSTITUTO DO PATRIMÔNIO HISTÓRICO E ARTÍSTICO NACIONAL. Dossiê de Tombamento
da Ponte Internacional Mauá. 2009.
INSTITUTO NACIONAL DE ESTADÍSTICA. Censos 2011 - Departamento Cerrolargo. Uruguay.
Disponível em: .
Acesso em 25 out. 2012.
ISLAS, Ariadna, “En búsqueda de fronteras perdidas. Algunas notas sobre la construcción política
de las “fronteras naturales” en la región platense sobre la lectura de viejos mapas (1600 ca.1853)”, s/d.
JACOB, Raúl, Más allá de Montevideo, Montevideo, 2006.
JACOB, Raúl, Cruzando la frontera, Montevideo, Arpoador, 2004.
LANGENDONCK, Telemaco van, MOLINARI Gilberto. Resistência do concreto a tração na flexão.
Engenharia, n
o 43, mar. 1946, pp. 245-54.
LIMA, Edgardo, HERNANDEZ, Victorio, BISSIO, Juan, ”Seminario sobre fundamentos de la
resistência de materiales–Hormigón Armado: notas sobre su evolución y la de su teoría.
LOUSTAU, César J. Influencia de Italia en la Arquitectura Uruguaya. Montevideo: Talleres Gráficos
Barreiro, 1990.
MAESTRI FILHO, Mario. O escravo no Rio Grande do Sul: A Charqueada e a gênese do
escravismo gaúcho. Caxias do Sul: Universidade Caxias do Sul, 1984.
MARSILIO, Horacio, El lenguaje de los uruguayos, Colección Nuestra Tierra, 1969.
MARTINS, Roberto Duarte. “A ocupação do espaço na fronteira Brasil-Uruguai: a construção da
cidade de Jaguarão”. Tesis (Doctorado en Historias Especializadas)–Escola Técnica de
Superior de Arquitetura, Universidade Politécnica da Catalunha, 2002.
MENA, Enrique, Frontera y límites, Colección Nuestra Tierra. 1969.
MUNIZ, Juan C., A orillas del Yaguarón. Crónicas de la frontera, Minas, impresora Grami, 2008.
MURAS, Otilia, La colonización agraria, Montevideo, Udelar-Instituto de la arquitectura, 1983.
ORESTES, Araújo, Diccionario geográfico del Uruguay, Montevideo, 1912.
PELLEGRINO, Adela et. alt., “De una transición a otra: la dinámica demográfica en el Uruguay en
el siglo XX”, en: AA.VV, El Uruguay del Siglo XX: La Sociedad, Montevideo, EBO-DS, 2008.
PUJOL, Hipolyto G. JR, “Discurso do engenheiro Pujol Jr”, en: Engenharia, n
o 17, jan. 1944.
REPÚBLICA DOS ESTADOS UNIDOS DO BRASIL. Decreto-Lei nº 25/1937. Disponível em:
. Acesso em 23 Out. 2012.
55
REPÚBLICA FEDERATIVA DO BRASIL, MINISTÉRIO DAS RELAÇÕES EXTERIORES. Acordo
entre o Governo da República Federativa do Brasil e o Governo da República Oriental do
Uruguai para a construção de uma segunda ponte sobre o Rio Jaguarão, nas proximidades
das cidades de Jaguarão e Rio Branco, e recuperação da atual ponte Barão de Mauá.
Disponível em: < http://dai-mre.serpro.gov.br/atos-internacionais/bilaterais/2000/b_85/ >.
Acesso em 25 out. 2012.
REPUBLICA ORIENTAL DEL URUGUAY, PODER LEGISLATIVO. Ley nº 17.388. Disponível em:
. Acesso
em 25 out. 2012.
RODRÍGUEZ M., Adrián, La frontera Uruguay-Brasil y el desarrollo local Nóesis. Revista de
Ciencias Sociales y Humanidades, Universidad Autónoma de Ciudad Juárez, Ciudad Juárez,
México, vol. 19, núm. 37, 2010.
RODRIGUEZ, Gerardo, “Estudio Comparativo de las solicitaciones creadas por el transito
carretero y ferroviario sobre el Puente Internacional Mauá.” Santina Caro, Ing. Christian
Hoffman, Ing Lucy Almeida. Índice–Memorias del “XXIX Jornadas Sudamericanas de
Ingeniería Estructural, 1950- 2000.” Jubileo: Prof. Julio Ricaldoni, 13 al 17 de noviembre del
2000.
ROMAY, Carola, et. alt., La Arquitectura y el Ferrocarril. Una mirada a nuestro patrimonio,
Montevideo, Fondo Concursable para la Cultura- MEC, 2010.
SANTOS, Carlos A., “Ecletismo na Fronteira Meridional do Brasil”, Tesis (Doctorado en
Conservación y Restauración) Universidade Federal da Bahia, 2007.
SANTOS, Maria Cecília Loschiavo dos. Escola Politécnica: 1894-1984. São Paulo: Universidade
de São Paulo, 1985.
SANTOS, Sidney Gomes dos. A influência do concreto armado. In: SILVA, Fernando Nascimento
Silva. Rio de Janeiro em seus quatrocentos anos. Rio de Janeiro: Record, 1965.
SANTOS, Vagner, Caminhando a través da História, Evangraf, 2012.
SCARONE, Arturo “Uruguayos Contemporáneos. Nuevo diccionario de datos biográficos y
bibliográficos”, Montevideo, 1937.
SCHELOTTO, Salvador, PIPERNO, Adriana, “Plan de Ordenamiento Territorial de la Ciudad de
Río Branco”, en: IV Coloquio Sobre Transformaciones Territoriales, Sociedad, Territorio y
Sustentabilidad. Desde las perspectivas del Desarrollo Regional y Local, s/d.
SCHLLE, Andrey Rosenthal, “A Ponte”, Artículo.
SERVIÇO GEOGRÁFICO MILITAR DEL URUGUAY. Límites con Brasil. Disponível em
. Acesso em 25
out. 2012.
SOARES, Eduardo, Ponte Mauá: uma história. Porto Alegre, Evangraf, 2005.
SOUZA DE CARVALHO, Ricardo, “La Revista Americana (1909-1919) y el diálogo intelectual en
Latinoamérica”, Revista Iberoamericana, Vol. LXX, Núms. 208-209, Julio-Diciembre 2004.
TOSI, Alfredo Jones Brown-Leopoldo. Arquitectos del 900. Montevideo: Editorial Dos
Puntos,1993.
VASCONCELOS, Augusto, O concreto no Brasil, Vol. 3. São Paulo, Studio Nobel, 2002.
VÁZQUEZ, P., Crónica de los ferrocarriles nacionales, Montevideo, 1951.
VILLEROY, Ximeno de, “O viaducto Marechal Deodoro”, en: Anuário da Escola Politécnica de São
Paulo, 1907.
WETTSTEIN, Germán, CAMPODÓNICO, César (coord.), Los departamentos: Cerro Largo,
Montevideo, Nuestra Tierra, 1970.
WINTER, Guilherme, “Concreto armado em Socorro”, en: Revista Politécnica, n
o 31/3, maio/out.
1910.
56
SITIOS WEB CONSULTADOS
http://www.ine.gub.uy/censos2011/resultadosfinales/cerrolargo.html
http://www.ibge.gov.br/cidadesat/painel/painel.php?codmun=431100
http://www.sgm.gub.uy/index.php/informacion-territorial/limites-con-brasil
http://sip.parlamento.gub.uy/htmlstat/pl/acuerdos/acue18228.htm
8 ANEXOS
ANEXO 1 – ICONOGRAFÍA
ANEXO 2 – RELEVAMIENTO FOTOGRAFICO
ANEXO 3 – PLANOS DE 1921
ANEXO 4 – CARTOGRAFÍA
Mapa Nº 1: Ubicación
Mapa Nº 2: Delimitación del polígono de actuación
Mapa Nº 3: Caracterización del polígono de actuación

PDF Document reader online

This website is focused on providing document in readable format, online without need to install any type of software on your computer. If you are using thin client, or are not allowed to install document reader of particular type, this application may come in hand for you. Simply upload your document, and Docureader.top will transform it into readable format in a few seconds. Why choose Docureader.top?

  1. Unlimited sharing - you can upload document of any size. If we are able to convert it into readable format, you have it here - saved for later or immediate reading
  2. Cross-platform - no compromised when reading your document. We support most of modern browers without the need of installing any of external plugins. If your device can oper a browser - then you can read any document on it
  3. Simple uploading - no need to register. Just enter your email, title of document and select the file, we do the rest. Once the document is ready for you, you will receive automatic email from us.

Previous 10

Next 10